¿Espacio no asignado tras clonar un disco? Así se soluciona

¿Espacio no asignado tras clonar un disco? Así se soluciona

Rodrigo Alonso

Clonar un disco es una de las mejores cosas que puedes hacer para, por ejemplo, pegar el salto de un disco mecánico a un SSD o para sustituir un disco o SSD que estuviera fallando por uno nuevo. También es una buena manera para aumentar la capacidad de un dispositivo de almacenamiento que estuvieras utilizando (por ejemplo para pasar de un SSD antiguo de 120 GB a uno de 1 TB), pero hay ocasiones en las que tras clonar, se queda espacio no asignado que inicialmente no te deja utilizar. En este artículo te vamos a contar lo que debes hacer para solucionar este problema.

Cuando clonas una unidad de almacenamiento en otra, uno de los requisitos es que la unidad destino debe tener la misma capacidad que la origen, o más. En el caso de que la unidad destino tenga una mayor capacidad que la original, al realizar un clonado (y dependiendo de la manera en la que éste se realice) es más que probable que veas que el nuevo dispositivo ya clonado tiene la misma capacidad que la original.

¿Por qué se queda espacio no asignado en el nuevo disco?

Como acabamos de mencionar, tras clonar un disco a otro lo más probable es que todo funcione sin ningún problema pero que la unidad nueva te muestre la misma capacidad que tenías en la original. Esto sucede porque en el proceso de clonado se copia literalmente sector a sector todo lo que había en el disco original al disco nuevo, incluyendo los volúmenes y particiones que tuvieras.

Particiones disco

Dicho de otra manera, si por ejemplo estás intentando pasar de un SSD de 120 GB a uno de 1 TB, tras el proceso de clonado al conectar el SSD de 1 TB verás que tienes todo tal cual lo tenías en el SSD de 120 GB, incluyendo la partición de 120 GB ya que se habrán clonado también las particiones. Lo mismo sucederá si por ejemplo estás clonando un SSD de 500 GB en uno de 512 GB, habrá una pequeña parte de espacio no asignado que tendrás que configurar para poder aprovechar.

Cómo comprobar si hay espacio no asignado en el dispositivo

Puedes comprobar si tienes espacio no asignado en el disco de manera muy sencilla. En Windows, haz clic con el botón derecho del ratón sobre el botón de Inicio y selecciona «Administración de discos». En la parte de arriba verás un listado de todas las particiones que tienes, mientras que en la zona inferior verás de una manera más gráfica todas tus unidades de almacenamiento y sus particiones y volúmenes dentro de ellas. Es en esta zona en la que debes mirar si hay una porción de color negro rotulada como «Espacio no asignado» o «Unallocated».

Espacio no asignado

En el ejemplo de arriba, tenemos un SSD de 240 GB en el que como podéis ver, hay algo más de 21 GB no asignados y que no se están utilizando. Afortunadamente, es muy sencillo solucionar este problema para poder aprovechar la máxima capacidad de una unidad de almacenamiento tras un clonado, y a continuación te vamos a contar los pasos que debes seguir para arreglarlo.

Cómo solucionar el problema

Dependiendo de la manera en la que se haya realizado el clonado, el problema puede tener una fácil o una no tan fácil solución (pero solución siempre tiene). El clonado se puede realizar de varias maneras: un clonado literal sector a sector (que es lo ideal), una mera copia con creación previa de volúmenes. En el primer caso, la solución es tan sencilla como acceder a la misma herramienta de Administración de discos, hacer clic con el botón derecho sobre el volumen principal del disco que tiene espacio no asignado y seleccionar «Extender volumen».

Extender volumen

Una vez seleccionada esta opción aparecerá un asistente que automáticamente detectará las opciones óptimas para el volumen que tienes creado, así que no debes preocuparte de nada y darle a Siguiente hasta que termine; el proceso apenas lleva unos segundos, y en seguida ese espacio no asignado desaparecerá y su capacidad se habrá sumado a la del volumen principal, dándote toda la capacidad disponible en el nuevo disco para que puedas utilizarla.

Sin embargo, hay veces en las que la opción de extender volumen no está disponible, y aunque lo puedes solucionar con la utilidad DISKPART integrada en Windows ésta puede llegar a ser un poco complicada de utilizar para usuarios novatos. No obstante, te contamos qué es lo que debes hacer para poder extender el volumen con este método.

Primero haz clic con el botón derecho del ratón sobre el botón de Inicio y selecciona «Símbolo del sistema (administrador». Se abrirá una ventana de MS-DOS, en la que deberás escribir el comando Diskpart.

Diskpart

A continuación, escribe el siguiente comando:

list volume

Aparecerá una lista con todos los volúmenes creados en tu sistema.

Aquí debes poder reconocer cuál es la unidad que tiene espacio no asignado y que por lo tanto quieres extender para utilizar toda su capacidad. Imaginemos que en este caso es el volumen 1, el cual tiene asignado la letra C y es el disco de arranque del sistema. Tendrías que escribir el siguiente comando, cambiando el número por el que tenga asignado el volumen que quieres ampliar.

select volume 1

select volume

Ahora simplemente ejecuta los siguientes comandos; el primero es para extender el volumen y los siguientes para salir primero de Diskpart y luego de la ventana de símbolo del sistema.

extend filesystem

exit

exit

Lo normal aquí es que aparezca un mensaje informándote de que el volumen se ha extendido satisfactoriamente, pero también podría salir un error diciendo que DiskPart ha fallado al extender el volumen.

diskpart-extend-failed

En este caso, sí que te recomendamos recurrir a herramientas de terceros para poder extender el volumen y poder asignar el espacio no asignado en el disco que has clonado.

Recurrir a herramientas de terceros

Hay numerosos software de terceros que te pueden ayudar a asignar este espacio de manera fácil y rápida, aunque en muchos de ellos necesitarás disponer de una versión de pago para poder realizarlo (hay algunas alternativas gratuitas).

merge partitions

Tienes mucho donde elegir aquí, y ya dependerá de ti el seleccionar una u otra herramienta dependiendo de si necesitas algo más que asignar espacio no asignado en el disco o si quieres o no pagar. Algunos ejemplos son las herramientas de AOMEI, EASEUS o el famoso Partition Magic.

También tienes la opción de volver a clonar el disco utilizando otro método con la esperanza de que se realice una copia de sectores, que es la «buena» que te permitirá extender el volumen de manera sencilla como te hemos explicado arriba.