Comprueba la estabilidad de tu gráfica, ¡con los propios drivers de AMD!

Comprueba la estabilidad de tu gráfica, ¡con los propios drivers de AMD!

Rodrigo Alonso

Desde que AMD lanzara la actualización de su conjunto de controladores Adrenalin 21.3.1, los propios drivers de AMD cuentan con una herramienta que nos permitirá pasar un test a la GPU para comprobar su estabilidad, y en este artículo te vamos a enseñar cómo utilizarlo y para qué sirve exactamente más allá de comprobar si tu tarjeta gráfica es estable tras realizarle Overclock.

Generalmente, cuando vemos una nueva actualización de drivers de AMD o NVIDIA, lo que esperamos es que solucionen problemas de las versiones anteriores y que añadan optimizaciones para los juegos que van saliendo al mercado; sin embargo, también es bastante frecuente que el fabricante añada nuevas funcionalidades como es esta herramienta que nos permitirá, sin necesidad de instalar aplicaciones de terceros, comprobar la estabilidad de la tarjeta gráfica.

¿Para qué sirve pasar un test de estrés a la GPU?

Mucha gente piensa que comprobar la estabilidad o hacer una prueba de estrés a la GPU solo sirve si has hecho overclock, de manera que puedas comprobar si éste es o no estable. Efectivamente sirve para esto, pero el uso que le podemos dar a este tipo de prueba va mucho más allá; su objetivo es el de poner la tarjeta gráfica a trabajar al máximo de sus posibilidades, con un nivel de estrés propiamente dicho que resulta muy superior al que le sometemos, por ejemplo, al jugar a cualquier juego.

AMD-RX-6800-XT-overclock-LN2

Sin embargo, contar con una herramienta que nos permita estresar al máximo la GPU también nos puede servir para otros menesteres además de comprobar si un overclock es estable, como por ejemplo las siguientes:

  • Comprobar si la gráfica tiene problemas o está dañada, como por ejemplo si aparecen artefactos o el equipo te da un BSOD al estresar a tope la GPU.
  • Comprobar cuál es el consumo máximo de la tarjeta gráfica.
  • Comprobar qué temperatura máxima alcanza la gráfica, para ver si es hora de cambiarle la pasta térmica o someterla a una buena limpieza del disipador.
  • Comprobar su nivel de ruido a máxima carga.
  • Si tu PC hace algún ruido raro como coil whine, así podrás comprobar si efectivamente procede o no de tu tarjeta gráfica.

Como ves, son muchas las utilidades que tiene el contar con un test de estrés en la tarjeta gráfica, si bien es cierto que todas ellas tienen como finalidad el poder cerciorarse de que funciona adecuadamente. Ahora con esta adición al software de AMD tenemos la ventaja de poder realizarlo directamente desde el propio software de la marca y sin tener que recurrir a herramientas de terceros, en algunos casos, de pago.

Cómo utilizar este test con los drivers de AMD

Obviamente, para que este test aparezca en tus drivers de AMD deberás contar con una tarjeta gráfica de la marca y además haber instalado los controladores Radeon Software Adrenalin Edition en su versión 21.3.1 o superior. Una vez hecho, deberás ir a la pestaña Performance (Rendimiento) en la parte superior, y luego seleccionar la opción «Tuning» en el submenú que aparece justo debajo. Verás que ahora aparece la opción de ejecutar una prueba de estrés.

AMD Stress Test

Además de permitirte ejecutar la prueba de estrés, aquí mismo encontrarás métricas indicándote algunos de los parámetros de funcionamiento de la GPU, como la velocidad de reloj, velocidad de la RAM, consumo de energía, velocidad de sus ventiladores, temperatura de unión (Junction Temperature) y temperatura de la GPU. Así pues, con este test AMD nos está proporcionando todas las herramientas necesarias para realizar las comprobaciones de estado que hemos mencionado en el apartado anterior.

No tienes que hacer nada más, acceder a esta herramienta es tan sencillo como abrir el software de AMD Radeon y ejecutar la prueba, así que si eres poseedor de una gráfica de AMD ahora lo tienes más fácil que nunca para poder comprobar que funciona adecuadamente e incluso para monitorizar sus parámetros. Recuerda eso sí que este test pone la gráfica al máximo, y que no es una situación de uso convencional.

¿Qué hacer si tu sistema es inestable?

Como hemos mencionado antes, esta herramienta de los drivers de AMD sirve para poder poner la tarjeta gráfica al máximo de lo que da, pero debes tener en cuenta que esta no será una situación real de funcionamiento, ni tan si quiera en juegos exigentes donde aunque la GPU pueda ponerse al 100%, rara vez se pondrá la memoria también al máximo.

Esto puede traer consigo inestabilidad en el sistema, algo que puede ser normal si estabas haciendo overclock pero que no lo es tanto si la gráfica estaba con los valores de stock. Por lo tanto, si por ejemplo estabas recibiendo pantallazos azules mientras jugabas y los recibes igualmente al utilizar este test de AMD, entonces sabrás que algo no funciona bien en tu gráfica y ya sabrás por dónde empezar a investigar el problema… y para eso precisamente también tendrás siempre a la vista los valores de temperatura y velocidad del ventilador, por ejemplo.

También con esta prueba podrás ver si el ruido que emiten los ventiladores es normal, o si la gráfica se pone a una temperatura peligrosa… síntoma nuevamente de que o bien no funciona adecuadamente, o bien es que ha llegado el momento de hacerle cierto mantenimiento, empezando por realizarle una limpieza completa y, si se tercia, incluso cambiarle la pasta térmica puesto que esto es algo que, cuando llevas ya años con un dispositivo, tendrás que realizar en algún momento.

En todo caso, con esta adición al conjunto de drivers de AMD, la compañía lo ha puesto más fácil que nunca para poder comprobar el estado de funcionamiento de la tarjeta gráfica, y además sin tener que recurrir a software de terceros que era lo que hasta ahora siempre teníamos que hacer. En todo caso, también recuerda que esto está disponible únicamente para tarjetas gráficas de AMD y con el software de la marca; por ahora ni Intel ni NVIDIA han creado nada parecido, aunque como siempre suele suceder en estos casos hay bastantes probabilidades de que no tarden en integrarlo también en su software.