Intel compra Rivet Networks y sus tarjetas de red Killer, ¿adiós AMD?

Intel compra Rivet Networks y sus tarjetas de red Killer, ¿adiós AMD?

Rodrigo Alonso

Rivet Networks, la compañía que está detrás de las famosas tarjetas de red para gaming Killer, ha sido adquirida por Intel con el objetivo de integrar elementos enfocados a redes que los de azul no tenían hasta ahora en su catálogo. Aunque no lo dicen, esto también puede significa que pronto dejaremos de ver tarjetas de red Killer en las placas base de AMD, lo que supone una mala noticia para los usuarios.

Se trata de un anuncio un poco velado, porque ni siquiera han dado cifras concretas de la operación, y simplemente han dicho que el objetivo es mejorar el catálogo de soluciones que proporciona Intel en cuanto a tema de redes. Sin embargo, como todos supondremos esto también puede significar que dejaremos de ver placas base para procesadores AMD equipadas con las tarjetas de red Killer.

Rivet Networks llevaba años cerca de Intel

La historia de Rivet Networks ha sido en los últimos años como una montaña rusa. Comenzaron en 2006 con su primera tarjeta de red Killer cuando todavía se llamaban Bigfoot Networks, y curiosamente la compañía ya fue comprada por Qualcomm en septiembre de 2011. Curiosamente esa compra le sentó bien a Rivet, ya que pudieron utilizar gran parte de la tecnología de Qualcomm para mejorar sus tarjetas de red, y coincide con el salto a la fama de las tarjetas de red Killer entre los gamers.

Especialmente importante son las tarjetas de red Killer Doubleshot Pro, las primeras fuera del entorno profesional que permitían hacer «teaming», combinando la red por cable con la WiFi para crear una sola conexión más sólida, estable y rápida. Además, destaca el software de la marca, que cuenta con un componente QoS que permite priorizar los paquetes de red destinados a los juegos, con el objetivo de reducir el lag en las sesiones multijugador online.

Killer Doubleshot x3 pro

Siguiendo con el tema que nos atañe, en 2015 Intel ya realizó un acercamiento a Rivet con el objetivo de crear una solución combinada entre ambas compañías, ya que ellos no tenían mucha experiencia fabricando hardware y según Intel era mejor colaborar que competir. En 2016 Intel presentó Roadmaps ya definidos a la compañía y se pusieron manos a la obra.

La sorpresa saltó en 2018, cuando se supo que Rivet se había aliado con Intel para crear los chips Killer Wireless AC 1550, que estaban directamente fabricados por Intel.

Killer AC 1550

Así pues, realmente esta adquisición por parte de Intel no le pilla a nadie por sorpresa, aunque parece un poco turbio el escueto anuncio simplemente para decir que Rivet Networks ahora forma parte de Intel Corporation y nada más, sin cifras, sin objetivos, sin darle importancia al asunto.

¿Será el fin de las placas AMD con tarjeta de red Killer?

Evidentemente no han dicho nada, pero parece obvio que será así. Si ahora Intel es la propietaria de las tecnologías de Rivet Networks, ¿por qué iban a dejárselas a la competencia? No se sabe si AMD o alguno de los fabricantes de placas (Gigabyte, ASUS, ASRock, etc.) tenía un contrato estipulado con Rivet para la explotación de su tecnología Killer en tarjetas de red, pero de ser así sería por tiempo limitado y ahora que Rivet es de Intel, se pone en duda si habría una renovación.

Placa ASRock con tarjeta de red Killer

Aunque el futuro de las tarjetas de red Killer está ahora todavía por decidir, lo más probable es que aprovechen para tener exclusividad sobre su tecnología, pero habrá que esperar a que hagan un comunicado oficial al respecto… o esperar a ver la si las siguientes generaciones de placas de AMD cuentan o no con tarjeta de red Killer.