LG 34GK950G y 34GK950F: nuevos monitores gaming con NVIDIA G-SYNC y AMD FreeSync 2

Escrito por Juan Diego de Usera

Durante la celebración del último IFA 2018 en Berlín, LG ha aprovechado para presentar dos nuevos monitores gaming en formato ultra panorámico. Los LG 34GK950G y LG 34GK950F son dos monitores que se van a caracterizar por emplear los dos estándares para procesado de imágenes hoy en día, el NVIDIA G-SYNC y el AMD FreeSync 2, contando con altas tasas de refresco.

Los nuevos monitores LG 34GK950 son una buena muestra de cómo está evolucionando el mercado de monitores gaming en estos momentos. Tras haber pasado años con un mercado inamovible en cuanto a innovación, desde hace poco este mercado ha despertado de su letargo con la llegada de monitores de cada vez más resolución, más número de entradas de vídeo, mejores características técnicas, etc

Los nuevos monitores gaming LG 34GK950G y LG 34GK950F son dos modelos que poseen una pantalla de 34 pulgadas cada uno, con una resolución de 3440 x 1440 píxeles, es decir, que siguen el formato 21:9 de pantalla. Hay que tener cuidado con este aspecto, dado que no todos los juegos modernos admiten los formatos ultra panorámicos de este tipo de monitores. Aun así, ambos modelos van a contar con unos bordes de pantalla muy estrechos. Pantallas que, por cierto, serán curvas en ambos modelos, con un ratio de curvatura 1900R.

Ambos monitores gaming tendrán tecnología VRR, pero diferentes tasas de refresco vertical

La principal diferencia entre estos dos nuevos monitores gaming de LG es que el modelo LG 34GK950G soporta la tecnología VRR (Variable Refresh Rate) desarrollada por NVIDIA, la NVIDIA G-SYNC, con una tasa de refresco vertical de 120 Hz, mientras que en el caso del LG 34GK950F, la tecnología VRR con la que es compatible es la AMD FreeSync 2 y tiene una mayor tasa de refresco vertical, que llega hasta los 144 Hz. En ambos casos, la velocidad interna de los píxeles para su cambio de estado es de 5 ms.

Otras diferencias estribarían en que el modelo compatible con G-SYNC posee un brillo de 400 cd/m2 y un contraste de 1000:1, mientras que el compatible con FreeSync 2 tiene un brillo de 320 cd/m2, manteniendo el mismo nivel de contraste típico. En ambos casos, como entradas de señal, estos monitores poseen dos entradas HDMI 1.4 y una entrada DisplayPort 1.2. También incluyen dos puertos USB 3.0 a los que podréis conectar vuestros periféricos, junto con un puerto USB 3.0 de salida, para conectarlo a vuestro ordenador.

Ambos monitores tienen ajuste de altura, de inclinación y de rotación de la pantalla. El modelo LG 34GK950G cuenta con iluminación LED RGB en su parte trasera, mientras que el otro modelo solo posee iluminación LED roja.

La empresa no ha dado datos sobre cuándo se podrán comprar estos nuevos monitores ni sobre el precio que tendrá cada uno de ellos al salir al mercado, aunque lo más probable es que el modelo compatible con NVIDIA G-SYNC sea más caro que el compatible con AMD FreeSync 2.

Fuente > The Verge

Continúa leyendo