NVIDIA y el PLAN: reducción de costes en las RTX 40 para ganar a AMD

La estrategia con las RTX 40 que seguiría NVIDIA iría relacionada con el coste de la misma y podría haber cambiado respecto a las generaciones anteriores de sus GPU para gaming, lo que llevaría a ciertos recortes en rendimiento estas, en especial en el modelo tope de gama con el chip AD102. ¿Por qué?

No hay duda que el próximo gran nodo para las GPU de AMD y NVIDIA es el de 5 nm de TSMC, no obstante si nos ponemos a estudiar las últimas informaciones veremos un mensaje que se repite en ambos casos y que ha llevado ambas a tomar decisiones tanto en RTX 40 como en RDNA 3 que se han visto influenciadas por una serie de limitaciones en dicho nodo de fabricación, lo cual ha llevado a ciertos recortes que de otra forma no se entenderían.

Una de las cosas que sorprenden de todos los rumores alrededor de RDNA 3 es que la funcionalidad de la GPU se dividirá en varios chips distintos, por lo que no será un diseño monolítico, pero si por chiplets. Se ha de tener en cuenta que la posibilidad de que un procesador tenga un fallo va creciendo a medida que el área que este ocupa es cada vez más grande. No olvidemos que el coste de cada chip es el de la oblea dividido por la cantidad de chips buenos que salen, es decir, los que se pueden utilizar.

Sin embargo, en el caso de NVIDIA esto podría responder a una estrategia con las RTX 40 más que por limitaciones técnicas del proceso de fabricación.

La estrategia de NVIDIA con las RTX 40: chips más pequeños, menor coste

Se ha de aclarar que existe una diferencia muy grande entre el límite de la retícula que es el tamaño del chip más grande que se puede fabricar a nivel físico y el límite de los yields. Y parece ser que en el caso de los 5 nm estos más allá de los 600 mm2 dan problemas. ¿En qué nos basamos para decir esto? Pues en Tweet de Kopite sobre el posible tamaño de las GPU RTX 40 de NVIDIA.

Está claro que un bus de 384 bits para una GPU de 144 SM es insuficiente, incluso con las grandes cantidad de caché L2 que se rumorean, 96 MB. Dado que se necesita una capacidad mayor para reducir al máximo posible los accesos a la VRAM. Por lo que el hecho de que las RTX 40 tengan menos bits de ancho de banda con la VRAM que RTX 30 y no exista ya el NVLink respondería a que NVIDIA se habría visto forzada a recortar el área total reduciendo el perímetro del mismo, posiblemente por el coste las obleas de TSMC.

La otra posibilidad es que sea una estrategia premeditada por parte de Jensen Huang y no sería la primera vez que la ejecuta.

Las RTX Lovelace son las nuevas Pascal

Caracteristicas Lovelace

La situación con las RTX 40, si es que los de Jensen Huang no están mareando la perdiz, es similar a la de las GTX 10. Si hacemos memoria podremos recordar cómo en la versión para gaming estas eran una evolución de su generación anterior, pero adaptadas a un nuevo nodo y añadiendo más unidades. ¿El resultado? Tarjetas gráficas con un alto rendimiento y tamaños de GPU lo suficientemente pequeños como para ahogar a AMD. No olvidemos por ejemplo como el chip de la GTX 1080 medía casi 150 mm2 menos que el de las RX Vega.

En otras palabras, la estrategia de NVIDIA con las RTX 40 puede que no sea por problemas del nodo de 5 nm, sino que responda al objetivo de suplir a un mercado gaming ansioso de tarjetas gráficas pero no a cualquier precio. No hay duda que la implementación por chiplets de las RX 7000 será cara de fabricar como fue el uso de memoria HBM2 en las RX Vega en su día.

El arma para vencer a AMD siguen siendo los Tensor Cores y los DLSS, no parece que los de Lisa Su vayan a tener una respuesta similar, lo que hará que necesiten una GPU más potente para alcanzar ciertos rendimientos en tasa de fotogramas. No sabemos cómo le puede salir este movimiento a Jensen Huang.

¡Sé el primero en comentar!