Intel reduce el rendimiento de sus CPU para X299 con su nuevo microcódigo

La salida al mercado de los nuevos procesadores Cascade Lake-X van a suponer un claro perjuicio para el resto de arquitecturas que ha soportado el chipset X299. Y es que tras el lanzamiento de estos nuevos procesadores de 10ª generación los fabricantes de placas base lanzaron nuevas UEFI para soportarlos, las cuales incluían un nuevo microcódigo. Dicho detalle no fue pasado por alto, pero sí su repercusión para las generaciones de procesadores de las series 7000 y 9000: han perdido rendimiento.

El nuevo microcódigo trae una serie de mejoras para los usuarios en base a la seguridad, aunque Intel no ha desvelado en concreto que vulnerabilidades parchea o corrige, si desveló otros detalles que, curiosamente, van hacia el lado contrario de este escenario.

Es decir, publicitó un mejor overclock para Cascade Lake-X y una mejor estabilidad del sistema para todos los procesadores soportados en X299. Pero había mucho más que contar y no lo hizo ¿qué estaba ocultando Intel?

La lucha de los microcódigos y UEFI vuelve a escena

Cascade Lake-X

Debido a las grandes vulnerabilidades de sus arquitecturas, tanto Intel como Microsoft han tenido que poner grandes esfuerzos encima de la mesa para paliar sus efectos y hacer los sistemas más seguros. Normalmente, a cada cambio de microcódigo no solo se esperan mejoras de seguridad, sino de estabilidad y rendimiento, pero la arquitectura de Intel al tener tantos problemas con la ejecución especulativa y todo lo relativo a ella y sus accesos logra el efecto contrario.

Lo hemos visto en las plataformas mainstream y ahora parece que se repetirán en la gama HEDT. Sin mención alguna, Intel ha vuelto a conseguir que su microcódigo lastre el rendimiento en una gama de procesadores. El descubridor de dicho hecho ya sido el famoso overclocker Toppc, el cual ha probado dos microcódigos de Intel para la plataforma X299.

En concreto hablamos del 0X0200005e y 0X02000065, el primero ya veterano y el segundo es el nuevo microcódigo proporcionado para Cascade Lake-X. La comparativa se centra en Cinebench R15 y R20 tanto en ST como en MT, CPU-Z en iguales condiciones, X264 y X265 y por último Blender.

El nuevo microcódigo permite una pérdida de rendimiento de más del 1% de media

Intel microcódigo Cascade Lake-X

Los datos son muy claros al respecto y no dejan dudas, aunque bien es cierto que varían según el software usado:

  • En Cinebench R15 ST se pierde un -2,52%, mientras que en MT la cifra se eleva hasta el -2,98%.
  • Bajo Cinebench R20 en Single Thread se pierde un -1,52%, pero en Multi Thread la cifra baja hasta el -1,43%.
  • CPU-Z vive un escenario similar: -0,38% en ST y un -0,03%.
  • Con X264 curisosamente se gana rendimiento, aunque solo un 0,15%, cifra que bien entra por mucho en el rango de error. En X265 vuelven los problemas con un -1,17% de pérdida.
  • Por último, bajo Blender, la diferencia de 4,6 segundos significa una pérdida de rendimiento del 0,67%.

Las pruebas han sido efectuadas bajo un 9980XE, por lo que se evidencia que con una pérdida de rendimiento media del 1,17%, las nuevas UEFI que están por llegar merman el rendimiento de sus procesadores.

Bien es cierto que con dicha media un usuario normal no va a notar nada en su día a día, pero la pérdida existe, aunque sea mínima, pero es el precio a pagar por la seguridad cuando el trabajo de ingeniería de la arquitectura tiene sus fugas.