Baten el récord de overclock en una GPU AMD RX 6900 XT, ¡3,2 GHz!

Hace unos días supimos de la existencia de la GPU Navi 21 XTHX, una variante que tiene la capacidad de poder alcanzar velocidades de reloj más altas y que se está distribuyendo para tarjetas gráficas RX 6800 XT con refrigeraciones complejas. ¿Pero hasta dónde llega la RX 6900 XTXH con overclock? Han conseguido superar el récord mundial de velocidad.

El overclocker alemán Roman Hartung, conocido en las redes sociales como «der8auer» le ha hecho un overclocking extremo a su AMD Radeon RX 6900 XT, la cual tiene la particularidad de estar equipada con la GPU Navi 21 XTXH, la variante con el mejor rendimiento y por tanto con la capacidad de ofrecer las mayores capacidades para el overclock. Por el momento solo PowerColor y ASRock ofrecen modelos de la RX 6900 XT equipadas con la GPU Navi 21 XTXH.

Más allá de los 3.2 GHz con una AMD RX 6900 XT

RX 6900 XTXH límite overclock

Lo primero que tenemos que tener en cuenta es que AMD había limitado previamente la velocidad de reloj máxima de sus AMD RX 6000 en los 3 GHz, pero la variante XTXH tiene ese límite incrementado hasta los 4 GHZ. Esto es lo que le ha permitido a der8auer superar esta barrera en cuanto a velocidad.

Las pruebas han empezado con la PowerColor Liquid Devil Ultimate, la cual lleva integrada de serie un radiador, en las que ha realizado las pruebas para conocer hasta donde puede alcanzar dicha tarjeta gráfica antes de aplicarle la refrigeración a través de LN2. ¿El resultado? Ha podido llegar a los 2820 MHz con una temperatura de 86º C poniendo la tarjeta a prueba en el benchmark Time Spy integrado en 3DMark. Esto es una subida de 280 MHz sobre el máximo estipulado por AMD.

Eso sí, hay que tener en cuenta que la velocidad de reloj de las AMD RX 6000 en PC se ajusta según la carga de trabajo, por lo que no siempre está funcionando a esa velocidad y con pruebas más exigentes podría alcanzar una velocidad un poco mayor.

Overclock a una RX 6900 XTXH con LN2

RX 6900 XTXH overclock record

El siguiente paso ha sido enfriar la GPU haciendo uso de refrigeración vía nitrógeno líquido, LN2. Lo que permite poner a la RX 6900 XTXH a una temperatura de 87º C negativos. Dicha temperatura permite que la gráfica pueda alcanzar, medido a través de GPU-Z, los 3.225 GHz.

Eso si, por lo visto la gráfica muestra artefactos de imagen. Por lo que pese a haber conseguido alcanzar dicha velocidad de reloj en la GPU podemos concluir que la VRAM GDDR6 y las interfaces de vídeo no están pensadas para funcionar junto a un bloque de refrigeración de temperatura tan baja. Tampoco podemos olvidar que los 3.225 GHz, pese a ser la velocidad más alta jamás alcanzada por GPU alguna en el mundo, está aún lejos del límite de 4 GHz.

Todo esto nos demuestra como AMD ha diseñado su arquitectura RDNA 2 para alcanzar altas velocidades de reloj en comparación con su predecesor directo, para ello tiene ciertas ayudas como el uso de la Infinity Cache. La filosofía de AMD contrasta con la de NVIDIA con las RTX 30, las cuales tienen un diseño más ancho pero a menor velocidad de reloj.