NVIDIA «pasa» de sus GPUs para portátiles: ¿adiós a Max-Q y Max-P?

Si pensábamos que la historia no podía ser más surrealista y que aquí había terminado, llega NVIDIA y le da un nuevo giro mediante unas declaraciones que echan todavía más leña al fuego. Y es que ahora asegura que su línea de GPUs para portátiles Max-Q, muy buscada por los gamers, no va a desaparecer, pero … deja en manos de los fabricantes el diferenciar el modelo P del modelo Q, cuando casi ninguno lo hace. ¿Es el final encubierto de las GPUs Max en general?

Aunque puede parecer una nimiedad, lo cierto es que esto va a traer cola, puesto que hablamos de no diferenciar dos modelos de GPU que claramente no rinden igual. La semana pasada ya informamos sobre este hecho y de los problemas para saber si al comprar un portátil estamos ante una variante Max-P o Max-Q, para poder valorar por lo tanto si el precio es justo y comparar entre fabricantes y modelos.

NVIDIA emite un comunicado y afirma que la marca Max no desaparecerá

NVIDIA-MAX-Q

El comunicado es breve y escueto, pero curiosamente exime de la culpabilidad a la misma empresa y reza tal que así según los compañeros de HotHardware, los cuales tuvieron la oportunidad de hacerse eco de la declaración del portavoz de NVIDIA:

La marca Max-Q no va a desaparecer.

Cuando presentamos originalmente Max-Q en 2017, la marca se usó inicialmente en la denominación de GPU, ya que Max-Q se refería solo al «GPU TGP».

Hoy en día, la tercera generación Max-Q es más amplia y es un conjunto holístico de tecnologías de la plataforma y un enfoque de diseño para construir portátiles delgados y potentes.

Además, para ser más transparentes sobre las capacidades exactas de un portátil, los portátiles de la serie RTX 30 ahora muestran más información que nunca, enumerando TGP exactos, relojes y funciones compatibles. Lo encontrará en el panel de control que ahora informa la potencia máxima (TGP + Boost) y la compatibilidad con funciones clave que incluyen Dynamic Boost 2, WhisperMode 2, Advanced Optimus y otras, todas las cuales caen bajo el paraguas Max-Q.

Recomendamos encarecidamente a los OEM que enumeren los relojes y otras tecnologías para cada uno de sus portátiles, incluidos Advanced Optimus, Dynamic Boost 2 y más. En última instancia, como todas las características y especificaciones de los portátiles, depende del OEM comercializar lo que admite la configuración de su portátil en particular.

Como vemos, este tema va a traer bastante cola, y es que lo que NVIDIA afirma no se está cumpliendo y ahí viene todo el problema.

Sin obligaciones … casi ningún fabricante enumera las características Max-Q

NVIDIA-Max-Q-and-Max-P

Para aquellos que no hayan entendido nada, hay que comprender que ahora Max-Q no es una denominación de un menor TGP de la GPU en un portátil, para nada. Ahora, NVIDIA afirma que esto no es una variación del TGP, sino un conjunto de tecnologías para que los fabricantes ajusten la energía, las limitaciones térmicas y de ruido de sus portátiles.

Pero claro, si no se especifica nada en sus características técnicas, ¿cómo vamos a saber qué estamos comprando? ¿cómo diferenciar ahora una RTX 3080 Max-P de la versión Max-Q si no se dan las especificaciones de TGP o frecuencia?

NVIDIA-GeForce-RTX-30-Mobile-Max-Q

Y es que sin estos dos parámetros no hay forma de saber que estamos comprando hasta que abrimos y probamos el portátil. En otras palabras, NVIDIA no obliga a los fabricantes y estos directamente hacen caso omiso del aviso de la compañía, porque si pueden colar un modelo Max-Q al precio de un Max-P y todos tan contentos …

Como mucho tendrán devoluciones cuando el usuario pruebe el equipo y solo si es consciente de lo aquí escrito. Si no, pensará que tiene el mejor rendimiento solo por leer RTX 30XX en las características, cuando podría ser una versión Max-Q y haber pagado la Max-P.

Fuente > VideoCardz

¡Sé el primero en comentar!