Rusia responde a EE.UU y la UE: rayos X para crear sus propios chips

Tras ser excluida completamente de la tecnología y productos de occidente, Rusia mueve ficha en lo tecnológico pese a estar muy por detrás de sus principales rivales y sorprendentemente parece que no recurrirá a China para el asalto a la tecnología de vanguardia en los chips. Y es que el Kremlin ha dado luz verde a un nuevo proyecto donde se pretende crear chips a través de litografía de rayos X, ¿a qué escala nanométrica podrá Rusia fabricar procesadores?

El gobierno de Vladimir Putin ha lanzado un ambicioso proyecto con unos fondos mínimos que curiosamente tiene un objetivo bastante ambicioso y lógicamente el contrato lo ganó, como no podía ser de otra forma, el Instituto de Tecnología Electrónica de Moscú, también conocido como MIET. Con una subvención de solo 670 millones de rublos (8,5 millones de dólares al cambio) Putin pretende encarrilar y retomar la fabricación de chips en su territorio, pero ¿es esto posible?

Rusia entra a formar parte de la lista negra de ASML

Es cierto que los chips más avanzados del mundo los crean tres países fuera de la UE como son EE.UU, Taiwán y Corea del Sur, pero todas están supeditadas a los escáneres de la europea ASML. Como vimos hace meses, la compañía no tiene permiso para vender dichos escáneres a China, y ahora tampoco lo tiene para vendérselos a Rusia por la guerra en Ucrania, lo que unido a las decisiones tomadas por el bloque de la OTAN en lo económico y tecnológico aíslan completamente a Putin y a Rusia a vivir con tecnología de hace 30 años.

MIET-Rusia-rayos-x-chips

Lo curioso de todo esto es que la actual tecnología de vanguardia en el grabado de las obleas, EUV, fue en parte posible por los conocimientos rusos que luego se emplearon en ASML y que ahora no podrá disfrutar. Por lo tanto, el objetivo del MIET no es más que crear una máquina litográfica, un escáner que no debe tener máscaras basada en un sincrotón de rayos X, y a ser posible con una fuente de plasma.

El objetivo: chips de 28 nm, 16 nm e inferiores… Sin fecha

No depender de occidente, ser independientes en lo tecnológico y competir en un futuro con las grandes empresas y fundiciones mundiales. Casi nada en pleno 2022 y con nulos recursos técnicos, pero este es el objetivo ruso que intentará fabricar chips a 28 nm en un principio para luego dar el salto a los 16 nm y posteriormente se podrían ver procesadores a 10 nm e inferiores.

El problema es el tiempo. China está trabajando en bajar de los 28 nm lo que es igual a un delay de más de 10 años, Rusia parte de aproximadamente un retraso de 15 años, pero espera ponerse incluso por delante en poco tiempo gracias a que los rayos X tienen una longitud de onda inferior a la que permite EUV, al menos teóricamente.

Intel-Engineering-the-future-wafer-scaled

El proyecto se lanzará a partir de noviembre de este año con el objetivo de tener encima de la mesa y para ese momento una serie de proposiciones y especificaciones técnicas de lo que la nueva máquina rusa podría conseguir dentro de las litografías especificadas y lógicamente basada en rayos X. Por supuesto, este proyecto es parte importante del compromiso ruso para con su ejército, el cual se verá beneficiado de los chips que se creen en los años venideros. ¿Podrá finalmente Rusia crear chips mediante rayos X?