Intel en caída libre: multa de 2000 millones por infracción de patente

Intel acaba de perder el primer juicio en el que estaba acusada de violación de patentes por parte de VLSI, esto le ha supuesto una multa de más de 2000 millones de dólares, o 2 billones en términos estadounidenses. Pero bajo está sentencia se esconde un problema del que poco se habla en el mundo del hardware y es cada vez más común. El llamado patent trolling, del que muchas firmas se benefician.

La propiedad intelectual no admite duda cuando hablamos de contenido artístico, pero si hablamos de mundos cómo el de la informática entonces la cosa ya cambia, ya que se hace uso de elementos comunes tanto para programar software como para diseñar hardware.

Intel multada por violar patentes de VLSI

Sentencia Digital

El tema de las patentes se merece una biblioteca entera, especialmente de cara al mercado del hardware donde se busca que elementos suelen ser comunes acaban siendo patentados por una compañía en concreto. Lo que le da a quien tiene la patente de dicha tecnología el derecho a su explotación comercial y económica. Es por ello que habitualmente las tecnologías se aprueban a través de un foro, un comité o una asociación de fabricantes, no solo para tener todos especificaciones comunes, sino para evitar además explotaciones de este tipo.

Muchos grupos de inversión de capitales ponen su dinero o compran empresas tecnológicas por el valor del portfolio de sus patentes. Es decir, las que se encuentran asignadas a una empresa en concreto. Y eso es lo que ha ocurrido en el caso del Fortress Investment Group que ha denunciado a Intel a través de VLSI Technology acerca de la violación de dos patentes de esta última.

El resultado ha sido que Intel deberá pagar 1500 millones de dólares por la violación de una patente y 675 millones de dólares por la violación de otra. Sentencia emitida por un juzgado federal del Estado de Texas. El litigio entre Intel y VLSI no ha terminado, ya que la segunda ha denunciado a Intel por la violación de hasta ocho patentes distintas.

La respuesta de Intel

Intel Xe MAX

Desde la perspectiva de Intel, desde VLSI están buscando miles de millones en daños utilizando una técnica llamada patent trolling. Dicha técnica consiste en patentar conceptos genéricos que en teoría no se deberían patentar o no se deberían poder patentar, para luego pedir daños a todas las empresas que necesitan de esa tecnología para construir sus productos.

Es por ello que antes de la sentencia, Intel junto a Apple denunciaron a VLSI al tribunal a los tribunales antimonopolio y en el caso concreto de Intel también han pedido que se revisen las patentes asignadas a VLSI, para así poder revocarlas y anular el proceso judicial que tiene en su contra.

El argumento de Intel se entiende desde el momento en que no ha habido ninguna petición al cese del uso de dicha tecnología, sino una petición de compensación económica. No es muy diferente al juicio que perdió Valve hace unos días, pero a una mayor escala, ya que la multa a Intel en este caso ha sido considerable y aún quedan los juicios de seis patentes distintas.