¿Está el futuro de los chips ARM en manos de un consorcio?

El futuro de ARM Holdings es cuanto menos incierto y es que tener control sobre ella es tener un control estratégico y una ventaja competitiva muy grande respecto al resto. Ahora se habla de que ARM será un consorcio de varias de las grandes empresas del sector. Una propuesta que ha salido de la boca de uno de los mayores fabricantes de chips de memoria del mundo.

La fallida compra de ARM por parte de NVIDIA ha dejado un problema encima de la mesa de SoftBank, propietaria de la primera, que sigue buscando un comprador potencial para el diseñador de chips británicos. ¿El problema? ARM Holdings es una patata caliente y una bomba de relojería que puede llegar a activar a todos los reguladores en contra. Por lo que su venta es extremadamente complicada.

No olvidemos, su modelo de negocio consiste en licenciar tanto su set de registros e instrucciones como sus diseños a terceros. El hecho de que una grande del sector compre a la última ISA del tipo RISC que comercialmente queda en pie le supone una enorme ventaja en el mayor mercado de chips del mundo. No en vano, los chips con tecnología de ARM son un volumen de mercado mucho mayor que los procesadores para PC. Al fin y al cabo estamos hablando de una tecnología que se encuentra en todos los chips para móvil del mundo.

ARM terminaría en manos de un consorcio

Al menos esto es lo que ha dejado caer el fabricante surcoreano SK-Hynix, quien ha afirmado interés por ARM Holdings, pero no de la misma forma que la fallida compra por parte de NVIDIA, sino de una forma completamente distinta. La fuente no es un rumor de internet, sino el propio consejero delegado de la empresa, quien ha afirmado que están pensando en crear un consorcio para comprar ARM. Según Park Jung-Ho no creen que la empresa británica pueda ser adquirida por una sola compañía y están buscando socios para realizar la operación de compra en conjunto.

ARM Softbank

El interés del fabricante RAM y NAND Flash nos ha dejado cuanto menos sorprendidos, ya que si tenemos en cuenta cuáles son los recursos, procesos y valores de la compañía veremos que se han alejado de hacer chips que no sean memorias. Por lo que es posible que el objetivo sea resucitar a las fundiciones de la compañía con el objetivo de vender también procesadores a terceros. No obstante, no podemos olvidar que su proceso no está tan avanzado como el de las empresas top del sector como son TSMC, Intel y también su compatriota Samsung.

Claro está que de las palabras del directivo de la compañía podemos sacar una realidad muy clara. ARM acabará siendo un consorcio de las empresas más punteras del sector. Por lo que pensando fríamente en la situación y desde una perspectiva totalmente analítica, es más que posible que el consorcio ARM no lo compongan SK Hynix y otras, sino empresas como Apple, Qualcomm, NVIDIA e incluso Microsoft. Es decir, grupos de empresas rivales entre sí en el mercado, pero que tendrán un punto en común: su nacionalidad.

¡Sé el primero en comentar!