Con estos Mini PC, volverás a jugar a Nintendo, SEGA y PlayStation en tu salón

Con estos Mini PC, volverás a jugar a Nintendo, SEGA y PlayStation en tu salón

Josep Roca

El mundo de los juegos retro ha tenido un boom en los últimos años, especialmente por el hecho que los juegos y las consolas originales se ha convertido en un valor refugió como las obras de arte. Sin embargo, muchas personas solo quieren jugar a esos juegos en su televisor como hacían antaño. El problema viene con el hecho de que colocar una torre al lado del televisor no es una buena idea y el portátil tampoco. ¿Qué tal usar un MiniPC como consola retro? 

En los últimos años, habréis visto muchos sistemas de bajo coste con la capacidad de reproducir juegos de 8 y 16 bits sin problemas, pero ya mostrando problemas de rendimiento si hablamos de sistemas de 32 bits en adelante. Pues bien, la mejor solución es poder ejecutar sin problemas dichos emuladores y ROMS de juegos sin problemas de velocidad y compatibilidad. Lo cual supone gastarse un poco más de dinero en un MiniPC para juegos retro. Esto puede parecer un malgasto, pero tened en cuenta que las versiones originales de estos sistemas están subiendo de precio como la espuma.

¿Qué debe llevar el MiniPC para juegos retro desde el sofá?

La mayoría de los MiniPC que se venden en el mercado están pensados para oficina, por lo que tienen procesadores muy poco potentes para la tarea de emular consolas, especialmente si hablamos de sistemas tan potentes como PlayStation 3, Nintendo Wii U o Switch e incluso Xbox 360. Aunque también nos encontramos con problemas de rendimiento de cara a sistemas más modestos como GameCube y PlayStation 2. Al mismo tiempo existe el problema de la capacidad gráfica.

MiniPC Retro Gaming

Es por ello que hemos pensado que la menor opción es un Ryzen 5 de la gama 5000 con GPU integrada, punto en el que AMD se sitúa muy por encima de Intel, por lo que la elección ha sido clara.

¿Cuál es el rendimiento que nos podemos esperar?

  • Emulando PS3 nos hemos encontrado que juegos como The Last of Us (30 FPS), God of War (60 FPS estables) y Demon’s Souls (60 FPS) demuestran un rendimiento a la par o algo superior a la consola original.
  • En el caso de emular la Nintendo Switch hemos podido comprobar como juegos como Luigi’s Mansion 3 y Super Mario Odyssey van a velocidades estándar al igual que la consola. En el caso del juego del fontanero en verde lo podemos disfrutar a 40 FPS, 10 FPS más que en la consola, en el de su hermano a 60 FPS estables.

Por lo que, como entenderéis, puede mover sin problemas juegos de sistemas mucho más modestos en cuanto a factura técnica. En todo caso, hemos de tener en cuenta que muchos emuladores ya están incluyendo el soporte para AMD FSR 2.0, lo cual ayudara aumentar la tasa de frames y, por tanto, la suavidad en los juegos emulados. Esto ha cambiado la situación respecto a hace un año y ha hecho que sistemas donde la emulación no llegaba a los mínimos exigibles ahora

¿Qué sistemas recomendamos?

Hemos escogido dos MiniPC distintos, pero basados en procesadores AMD Ryzen 5000 con gráfica integrada de 6 núcleos y GPU integrada AMD Vega de 7 u 8. Por lo que tienen la potencia suficiente para emular sin problemas todos los sistemas. Al menos hasta los de la octava generación. Eso sí, en el caso de que un título se encuentre disponible en PC procura jugarlo ahí, te irá mucho mejor que en un emulador.

¡Sé el primero en comentar!