ASRock filtra por error 9 nuevos modelos de procesadores AMD Ryzen 3000, entre ellos 6 APU

AMD no va a bajar el pie del acelerador con el lanzamiento de la serie 3000 de sus procesadores Ryzen, ya que ASRock acaba de filtrar por error 9 modelos de procesadores totalmente nuevos, entre los que se encuentran 6 nuevas APU (de las cuales 4 son versiones Pro) y además tres Athlon, donde solo uno será Pro y como es normal, no tendrán iGPU.

ASRock vuelve a cometer un error filtrando CPUs

AMD Ryzen Pro

A las ya confirmadas APU Ryzen 3 3200G y Ryzen 5 3400G vamos a tener que sumarle hasta nueve procesadores más a la lista de AMD, la cual es ya bastante extensa en AM4.

De estos nueve chips, cinco serán versiones Pro, es decir, para entornos empresariales donde AMD asegura la mejor seguridad y la mejor capacidad de administración posible. Lo que busca AMD con esta serie es que sus clientes obtengan ordenadores de escritorio con plataformas sólidas, pero bajo un sistema comercial exigente, seguro y fiable.

La principal diferencia (a la espera de ver si mejoran lo dicho) es que poseen cifrado por hardware AES de 128 bits, totalmente integrado en el chip, haciéndolos compatibles con estándares de seguridad como fTPM o TPM 2.0.

A nivel de software, podrán hacer uso de las mejoras que ofrece Windows 10 Enterprise para la seguridad.

La fiabilidad viene dirigida por las mejores obleas, seleccionadas por AMD para estas versiones Pro, donde la compañía asegura el mejor rendimiento en sus chips. Dicho esto, los nueve procesadores filtrados son:

  • Ryzen 3 Pro 3200G
  • Ryzen 5 Pro 3400G
  • Ryzen 3 3200GE
  • Ryzen 3 Pro 3200GE
  • Ryzen 5 3400GE
  • Ryzen 5 Pro 3400GE
  • Athlon 300GE
  • Athlon 320GE
  • Athlon Pro 300GE

Es interesante comprobar que, incluso en la gama Athlon, AMD piensa lanzar una versión Pro, lo cual indica que la demanda que esperan de esta CPU de gama baja para escritorios comerciales debe ser alta.

Menor consumo y frecuencias en la mayoría de los casos

ASRock-AMD-Ryzen-serie-3000

Lo más destacable fuera de que las versiones Pro inundarán el mercado comercial es la reducción del consumo y con ello de frecuencias que todos los procesadores tendrán, independientemente de si son Pro o no.

Los más destacables son sin duda las versiones GE, que contarán con 35 vatios y perderán entre 300 y 400 MHz con sus homólogos G. No podemos olvidar los tres modelos Athlon, donde sus versiones anteriores fueron muy reconocidos por los usuarios para dar vida a equipos de muy bajo coste, pero con una potencia suficiente para ser realmente veloces en las tareas cotidianas.

En este caso contaremos con tres modelos, todos sin iGPU, donde los rumores apuntan a que el Athlon 300GE tendrá cuatro núcleos sin SMT, mientras que el Athlon 320GE si tendría sus cuatro núcleos y 8 hilos correspondientes. Como ya vimos en la serie 200, estos procesadores vendrían bloqueados para el overclock, pero ciertos fabricantes les dieron soporte mediante BIOS quitando esta limitación, acción por la cual ganaron una tremenda y merecida fama como opción económica que podía rendir más a coste cero.

De momento no sabemos cuándo pondrá AMD estos procesadores en el mercado, pero viendo que ASRock ya los tiene listados no debería pasar demasiado tiempo hasta su vista en tiendas.