La familia de fuentes Corsair RMx, ahora disponibles en blanco

Escrito por Rodrigo Alonso

Hace ya un tiempo que Corsair lanzó la Corsair RM1000i en color blanco (y nosotros mismos pudimos enseñárosla de primera mano), y más tarde lanzó ésta misma fuente pero sin numerar disponible para todo el mundo. Tal fue la acogida, que ahora el fabricante ha decidido lanzar una versión en color blanco de toda su familia de fuentes RMx Series, que a partir de ahora estarán disponibles en dos variantes de color para poder adaptar la estética a la del PC en el que vayamos a instalarla.

Las nuevas RMx Series Glacier White vienen en un esquema de color que parece un negativo de las versiones normales, pues las zonas que eran negras ahora son blancas y las que eran blancas ahora son negras. Por supuesto, se añade iluminación LED de color blanco al ventilador para darle al sistema un toque de color elegante, y el sleeving de los cables viene también en color blanco, completando así una estética blanca homogénea en todas partes.

Las nuevas Corsair RMx Series Glacier White

Los cables de ésta versión tienen, como hemos comentado antes, sleeving de color blanco que ha sido creado utilizando Paracord (los cables también os los pudimos enseñar de primera mano). Por lo demás, la serie RMx White mantiene todas las características de los modelos normales, incluyendo su eficiencia 80 Plus Gold (se garantiza un 90% de eficiencia en condiciones de carga normales), ventilador con tecnología ZeroRPM (permanecerá parado cuando la carga sea baja), condensadores japoneses de 105ºC, cableado 100% modular y, por supuesto, diez años de garantía.

Por el momento, Corsair ya tiene disponibles en su página web los modelos de 750 (RM750x) y 850 (RM850x) vatios, pero se espera que dentro de poco lance también la versión Glaciar White de los modelos de 550, 650 y 1000 vatios. En cuanto al precio, de momento no lo han especificado pero dado que vienen con el juego de cables sleeving Premium es de esperar que tengan un recargo de entre 80 y 100 euros más con respecto a los modelos normales.

Continúa leyendo