Esto es todo lo que debe de tener un portátil para ser convertible

Es el sector que más avanza, el que tiene más reclamo, más tirón en el mercado y, por lo tanto, el que tiene que estar más a la vanguardia de la técnica dadas sus limitaciones. Y es que los portátiles ya eran importantes antes de la pandemia, pero tras ella han explotado y para ser concretos hay una rama tremendamente interesante que ha emergido con más fuerza, la de los portátiles convertibles en sus distintas versiones, pero ¿qué características deben de tener?

Algunos los tachan de contraposición como tal frente a los portátiles tradicionales, otros incluso intentan cambiar la definición de los segundos para con los primeros, pero lo cierto es que aunque tienen muchas similitudes, los llamados convertibles son distintos en funcionalidades, lo cual los hace únicos.

Además de esto, hay que tener en cuenta que dentro de lo que se denomina como convertibles hay dos vertientes distintas que tienen sus fans y sus detractores, complicando un poco más si cabe el poder elegir sabiamente lo que mejor nos conviene. Así que dicho esto, comencemos por lo más básico para adentrarnos poco a poco en un mundo que realmente es interesante y a la misma vez complejo.

¿Qué es un portátil convertible?

La definición es simple, la explicación extensa, los ejemplos difíciles y la segmentación realmente compleja. Así, entendemos por un portátil convertible a aquel modelo que alberga al mismo tiempo las propiedades y características (totales o parciales, interesante este punto) de un portátil y una tablet (o tableta para los puristas).

microsoft-surface-laptop-studio

El objetivo aquí es conseguir un equipo que tenga las características más destacadas de ambos sectores en un mismo punto en común y por ello se enfocan en dos mercados distintos según sus usuarios:

  • Los usuarios tradicionales que buscan un portátil: se necesita la potencia de un portátil común con características mejoradas traídas de las tablets.
  • Usuarios tradicionales de tablets: buscan no perder sus características, pero necesitan poder trabajar con un PC, sus ventajas y su sistema operativo.

Por lo tanto, es un mercado complejo y muy abierto que poco a poco cerca los términos y definiciones a cada modelo que sale al mercado. Y es que dadas estas explicaciones, los portátiles convertibles también son llamados, o quizás mal llamados si somos concretos, como 2 en 1 y al mismo tiempo fluye una tercera denominación que está llamada como portátiles híbridos.

Es decir, cada uno escoge la forma de denominarlos, pero todas hacen hincapié en los mismos principios, así que como cada uno guste llamarlos es su elección personal, puesto que depende del modelo, se ajusta más hacia uno u hacia otro.

Características de los portátiles convertibles

Terreno pantanoso donde los haya, puesto que la interpretación de las características corre a cargo del fabricante y su «concepto». Ahora mismo hay muchas innovaciones encima de la mesa y encapsularlas es complicado, pero como características principales los portátiles convertibles deben tener las siguientes siendo generalistas:

  • Gran rendimiento
  • Teclado integrado físico
  • Pantalla táctil
  • Pantalla giratoria, plegable y ajustable

Dicho esto, hay una quinta característica que no está sujeta a todos los modelos y que aunque se está imponiendo en el mercado poco a poco puede que sea solo una moda y por ello hay que añadirla aparte. Y es que damos por sentado que la pantalla está fijada al chasis y al teclado como tal, pero hay portátiles convertibles que permiten separarla de este y dejarla como tableta pura y dura perdiendo nada más que el teclado y el ratón como tal.

Portátil-convertible-ASUS

A los portátiles convertibles que la tienen fija se les ha denominado internamente como Attached, a los que no se les denomina Mobile, pero hay más, ya que a estos Mobile antiguamente se les denominaba como desmontables, así que no hay que confundirlos porque a fin de cuentas son lo mismo con un nombre más técnico. Por lo tanto, es una característica más que debemos tener en cuenta para poder catalogarlos correctamente.

Ventajas

La tendencia actual es muy distinta al concepto de hace solo unos años, así que no entraremos en este y nos centraremos en lo presente y lo futuro por razones obvias. Las ventajas son bastante claras al respecto:

  1. Un rendimiento muy por encima de una tablet, lo cual lo asemejan a los ultrabooks e incluso en algunos modelos superan a estos, un detalle que los posiciona como opciones más completas en la gran mayoría de casos.
  2. Tamaño compacto. Aquí de nuevo compiten con los ultrabooks, salvo que estos suelen salir ganando porque tocan un nicho de mercado más específico que también coincide con el siguiente punto.
  3. Peso liviano. Una vez más en disputa con los ultrabooks, aunque siempre por encima de ellos. El usuario busca portabilidad y poco peso, pero no quiere perder muchas prestaciones, lo que limita la reducción de los gramos a favor de mejores sistemas de disipación y características generales para los portátiles convertibles.
  4. Pantalla táctil fija o desmontable. No es relevante, salvo para el usuario que esté fijada o se la pueda llevar a cualquier parte, ya que lo que aquí interesa realmente es que la pantalla táctil le da una nueva forma y uso al portátil convertible, siendo ideales tanto para casa como para la oficina, trabajo y ocio en un mismo dispositivo.
  5. Adiós a la tablet, menor espacio, menor peso y un dispositivo menos en general. Teniendo un portátil convertible Mobile no tiene sentido tener una tablet al uso y mucho menos para viajar con ella, así que es directamente un «trasto» menos que llevar.

Vistas las ventajas, vayamos con las desventajas, porque también las tienen lógicamente.

Desventajas de un portátil convertible

No van a sorprender, pero hay que tenerlas en cuenta si queremos tener el panorama completo y una visión más objetiva para decidirnos por la compra.

  1. Son más caros que un portátil normal a mismas prestaciones de hardware. Además, por un tramo considerable, aunque justo teniendo en cuenta las ventajas vistas justo arriba. Evidentemente, si hablamos de un portátil con pantalla desacoplable y Mobile el precio sube bastante más, puesto que es verdaderamente un 2 en 1, mientras que si la pantalla solo rota 360º con unas bisagras de última generación, el precio es mucho más ajustado.
  2. Enlazando con el punto 1, las bisagras deben ser de alta calidad. Cuando tenemos en nuestras manos un portátil convertible, así hemos de tener en cuenta del estrés que le supone a la bisagra el girar la pantalla y aguantar la unión de los dos cuerpos. Y es que aunque parezca mentira, hay muchos modelos que adolecen de problemas de rotura en ellas, así que mirar bien el modelo a escoger en este apartado es vital, puesto que una rotura puede derivar en mayores daños físicos para el equipo.
  3. Peor ratio de prestaciones/precio. Y es que el hardware no será el mejor por norma general, cosa que aceptamos por la naturaleza del portátil convertible, ya que para el mejor rendimiento están los portátiles Workstation o gaming, pero además hay que tener en cuenta que debido a que el usuario busca la ligereza y lo compacto normalmente estos portátiles convertibles incluyen menos RAM o SSD que uno normal y típico.
    Es cierto que hay unos pocos modelos que rompen con esta norma, pero la gran mayoría de los que está a la venta en el mercado siguen esta tendencia.

Y hasta aquí todo lo que necesitabas saber sobre los portátiles convertibles o 2 en 1. Hay que tener en cuenta que el mercado avanza, la tecnología cambia y que como tal la definición también lo hará así como sus características, por lo tanto, hay que tener la mente abierta a dicho cambio porque en una década esto ha evolucionado mucho y lo seguirá haciendo.

¡Sé el primero en comentar!