Intel confirma Alder Lake a 10 nm en 2021 pero los 7 nm se retrasan

Intel confirma Alder Lake a 10 nm en 2021 pero los 7 nm se retrasan

Rodrigo Alonso

Durante la última presentación de resultados financieros de Intel, la compañía ha desvelado sus planes de lanzamiento para los primeros procesadores a 10 nm de la compañía, Alder Lake (recordemos que la décima generación de procesadores todavía es a 14 nm), así como para la llegada de los 7 nm. Te lo contamos todo a continuación.

No cabe duda de que en cuestión de nodos de fabricación, las cosas no le están yendo demasiado bien a Intel. No solo porque llevan años y años atascados en los 14 nm mientras que AMD ya tiene los 7 nm en la calle desde hace tiempo, sino porque sus planes parecen retrasarse cada vez más.

Intel Alder Lake a 10 nm llegará dentro de un año

Ahora han confirmado que Alder Lake, los procesadores que estrenarán por fin (en teoría, porque a estas alturas ya no podemos dar nada por seguro) la litografía a 10 nm, llegarán en la segunda mitad del año que viene, mientras que han retrasado todo su catálogo de productos a 7 nm por lo menos un año más, hasta 2023.

Procesador Intel

Durante la presentación a los inversores, Intel ha confirmado que Alder Lake será la primera generación de CPU para sobremesa basada en el nuevo nodo de fabricación a 10 nm de la compañía. Su lanzamiento se espera para la segunda mitad de 2021 y serán los procesadores que sucederán a la 11ª generación, de nombre Rocket Lake, cuyo lanzamiento se espera para finales de este mismo año o principios del próximo.

La familia Alder Lake no solo será la primera en utilizar el nodo de fabricación a 10 nm, sino que también será la primera en implementar una metodología de diseño big.LITTLE en plataformas de escritorio. Intel ya ha aplicado este mismo diseño a sus SoC Lakefield que presentan una combinación de núcleos Sunny Cove a 10 nm y Tremont Atom funcionando en conjunto. Si bien los SoC Lakefield están orientados a plataformas de bajo consumo, los chips de escritorio se espera que escalen hasta los 125 vatios de TDP.

Los 7 nm vuelven a sufrir otro retraso: ahora para 2023

Uno de los anuncios más importantes de hoy con respecto a Intel, aparte de que los 10 nm están por fin en camino, es que el nodo de fabricación a 7 nm vuelve a sufrir otro retraso más, y ahora se espera que llegue hacia 2023. Intel ha se ha quedado MUY por detrás de la competencia (TSMC / Samsung) al no ofrecer nodos de fabricación de última generación «a tiempo», y ahora han aumentado el retraso en por lo menos un año más, hasta 2023. Recordemos que hace tiempo los 7 nm se anunciaron casi como punta de lanza para los próximos lanzamientos de la compañía, incluyendo las GPUs de Intel más potentes hasta la fecha, Ponte Vecchio basados en Xe HPC.

Intel Xe 7 nm

Intel afirma que sus planes para los 7 nm han vuelto a cambiar en otros seis meses más, y no esperan tener buenos resultados de producción hasta al menos 12 meses después de haberse puesto en funcionamiento. Originalmente se esperaba que Ponte Vecchio alimentara al súper ordenador Aurora a finales de 2021, lo que significa que Intel podría comenzar a utilizar algunos chips a 7 nm para entonces incluso si el rendimiento de fabricación todavía está muy por debajo de lo normal. La segunda opción sería externalizar la producción de estos chips a una fábrica de la competencia, lo cual sería sin duda horrible para Intel.