Se confirma que los Core i5 de próxima generación tendrán HyperThreading

Nuevos datos aparecidos en el popular programa de benchmarks, 3DMark, confirmarían los rumores que se han visto sobre los nuevos procesadores Intel Comet Lake-S. Estos rumores indicarían que todos los procesadores de la marca tendrían el HyperThreading activado de serie. Más concretamente, en este caso se trataría de un procesador Core i5 el que tendría activada esta tecnología. Convirtiéndolo, a efectos prácticos, en un procesador similar a los Intel Core i7 de 8ª Generación.

Ya en el pasado, otros rumores han indicado que Intel estaría activando el HyperThreading en procesadores de gamas diferentes a las altas. Concretamente, ya hemos visto como un procesador Intel Core i3 aparecía con el HyperThreading activado. Esto, a efectos prácticos, lo convertiría en un procesador similar a los Intel Core i7 de pasadas generaciones (desde la 2ª hasta la 7ª).

Indudablemente, este movimiento por parte de Intel se debe a que el software cada vez prefiere tener disponible un mayor número de hilos para trabajar. Pero, también es verdad que los pioneros en traer tecnologías similares al HyperThreading a todos sus procesadores, ha sido AMD. Y ahora que AMD está a la cabeza en tantos aspectos en el mercado de PC, a Intel no le ha acabado quedando otro remedio que adaptar sus procesadores. Al menos, para intentar volver a ser una empresa competitiva frente a su gran rival.

El Intel Core i5-10600 tendrá 6 núcleo y 12 hilos

Según se puede ver en la captura de pantalla, el nuevo procesador Intel Core i5-10600 será un modelo que conservará la arquitectura de 6 núcleos. Esta arquitectura interna la llevamos viendo desde que Intel lanzó los procesadores de la 8ª Generación Coffee Lake-S.

La principal diferencia estriba en que este procesador, al tener el HyperThreading activado, ahora tiene 12 hilos. Similar a los que tendría un procesador Core i7 de 8ª Generación.

Las frecuencias que desvela 3DMark no son en exceso elevadas. Y, con toda seguridad, la frecuencia Turbo que aparece reflejada no es indicativa de la frecuencia Turbo definitiva de estos nuevos procesadores Comet Lake-S. Dado que este nuevo procesador se supone que será el sucesor del actual Intel Core i5-9600, sería de esperar que su Turbo Boost fuera similar, al menos, al del actual modelo. Es decir, debiera de llegar, al menos, hasta los 4.6 GHz.

Ahora bien: también es necesario saber que no se espera que los nuevos procesadores lleguen al mercado hasta el mes de abril del año 2020. Estos son todavía muchos meses en los que Intel va a tener que seguir haciendo frente al catálogo de AMD, con sus actuales procesadores Coffee Lake-R. Y, una vez lleguen al mercado, AMD estará a punto de lanzar sus nuevos procesadores AMD Zen 3. Unos procesadores que se supone que traerán un incremento del IPC del 15% frente a los actuales Zen 2.

En cualquier caso, está claro que Intel todavía tiene por delante tiempo de sobra con el que refinar mejor la 10ª Generación. O bien pudiera ser que la empresa acabe adelantando el lanzamiento de esta nueva generación. Aun así, hasta que la empresa no comience a fabricar procesadores en el nodo de 10 nm (o inferiores), AMD les va a seguir pasando la mano por la cara en cuanto a rendimiento. Porque Intel necesita ahora mismo un salto importante de rendimiento para diferenciarse de AMD.