The Element ya es una realidad y será incluido en el nuevo Intel NUC 9 Extreme

Lo último de Intel va a dar mucho de lo que hablar, sobre todo por su alta modularidad. Hablamos del dispositivo llamado «The Element» el cual ya ha sido visto y totalmente fotografiado, ya que se ha filtrado la review completa del nuevo Intel NUC 9 Extreme. Este nuevo NUC incluye al susodicho y deja espacio para una tarjeta gráfica, todo en un tamaño muy compacto y con un rendimiento sorprendente.

Intel NUC 9 Extreme «Ghost Canyon»: el primer dispositivo en incluye The Element

 

A principios de mes saltaba la sorpresa y la innovación dentro de Intel mediante un nuevo dispositivo llamado The Element. Una vuelta de tuerca de lo que la compañía considera que debe ser el futuro del PC modular, ya que ahorra costos tanto a la compañía como al usuario.

The Element no es más que una especie de placa base que incluye un procesador, iGPU, RAM, USB, Ethernet y SSD mediante una conexión PCIe que va pinchada a otra placa base mucho más modesta y que prácticamente hace las funciones de conexión entre dispositivos.

Es decir, un PC completo en formato de tarjeta gráfica o FPGA que puede pincharse en cualquier placa base con PCIe X16 y de ahí todo el revuelo que se ha montado entorno a The Element.

Este Intel NUC 9 Extreme tiene la particularidad de que podrá soportar además una tarjeta gráfica dedicada adicional, ya que cuenta con una ranura PCIe X16 en la segunda placa de interconexión y además una fuente de alimentación de 500 vatios fabricada por FSP.

Intel-Ghost-Canyon-NUC-and-Element-Modular-PC-Review-6

Otra de las particularidades del Intel NUC 9 Extreme es que está disponible con las tres versiones de The Element, las cuales incluyen un i9-9980HK, un i7-9750H o un i5-9300H, todos con 45 vatios de TDP. El consumo máximo de la tarjeta gráfica está limitado a 225 vatios, más que suficiente para la gran mayoría de modelos ITX del mercado.

Incluirá Wi-Fi 6 AX9560 y Bluetooth 5 junto a 6 USB 3.1 Gen 2.

Una potencia y opciones muy altas para un tamaño tan pequeño

Intel-Ghost-Canyon-NUC-and-Element-Modular-PC-Review-28

Los aficionados al SFX están de enhorabuena con este nuevo concepto de NUC en formato Mini PC, ya que actualmente ningún equipo ITX puede presumir de un tamaño tan compacto y tanta potencia por litro.

La primera review de este NUC deja un gran sabor de boca, ya que nos muestra todos los entresijos que Intel ha dispuesto, como por ejemplo el sistema de disipación de The Element, su conexión de 8 pines para su alimentación, los dos slots M.2 compatibles con Optane o su fuente de alimentación minúscula que va refrigerada de forma activa mediante un diminuto ventilador de apenas 2 cm.

Las fases de alimentación se componen de un sistema 3+2+1 que darán corriente a CPU, memorias y SSD, los cuales irán refrigerados mediante un disipador de cobre que también se encarga de la iGPU, mientras que el ventilador al más puro estilo de portátil contiene los thermalpad de los SSD, siendo dos sistemas diferentes e independientes.

Intel-Ghost-Canyon-NUC-and-Element-Modular-PC-Review-47

Básicamente, Intel ha cogido el diseño de refrigeración de un portátil y lo ha incluido en una placa base conectada por PCIe.

El rendimiento del Intel NUC 9 Extreme sorprende

Intel-Ghost-Canyon-NUC-and-Element-Modular-PC-Review-11

Las primeras pruebas de este nuevo equipo sorprenden bastante, ya que muestran que la CPU es capaz de mantener los 4 GHz incluso bajo Cinenbech R20 (3187 puntos en MT y 484 puntos en ST) y donde su iGPU puede reproducir vídeos 8K a 60 FPS en plataformas como YouTube.

Intel-Ghost-Canyon-NUC-and-Element-Modular-PC-Review-34

El ancho de banda del equipo al montar unas memorias DDR4-3000 SODIMM es también bastante sorprendente, ya que logra superar los 30 GB/s en escritura, lectura y copia, con una latencia de 74,3 ns.

Consumo-Intel-NUC-9-Extreme

En cuanto al consumo y sin tarjeta gráfica dedicada, este Intel NUC 9 Extreme logra 140 vatios solo usando la CPU, mientras que si estresamos todo el conjunto el consumo se eleva hasta los 222,4 vatios, lo que explica los números anteriores de limitación para la dGPU conforme su fuente de alimentación.