CoolTek Skall, la caja ATX Premium de la marca

Escrito por Rodrigo Alonso

No es que CoolTek sea una marca conocida especialmente por la calidad de sus productos, si bien hasta ahora sí que ha destacado por proporcionar una amplia funcionalidad a precios reducidos. Ahora el fabricante ha anunciado la Skall, su primera caja de formato ATX que han englobado en categoría Premium. Pero, ¿estará a la altura del mercado?

CoolTek describe su Skall como una caja midi espaciosa que combina una funcionalidad excepcional, un diseño estilizado y una calidad fuera de serie, todo ello con un precio muy atractivo (desde ya os adelantamos que los 85 euros que piden por la Skall parece bastante por debajo de lo habitual en una caja considerada de categoría Premium). El fabricante ofrece la caja en tres variantes que solo varían en el color de los dos ventiladores frontales de 120 mm, siendo éstos de color azul, verde o rojo.

CoolTek Skall colores

Dejando eso de lado, sí es cierto que en la CoolTek Skall se puede instalar hardware de alta gama sin problemas, pues cuenta con espacio suficiente para disipadores de procesador y tarjetas gráficas de cualquier tamaño e incluso para instalar sistemas de refrigeración líquida con radiadores de hasta 240 mm, tanto en el frontal como en la parte superior. Hablando de refrigeración, además de los dos ventiladores que incluye de fábrica en el frontal cuenta con espacio para instalar otros dos de 120 mm en la parte superior, uno en la parte trasera (también incluido de fábrica), otro en la parte inferior y hasta cuatro en el lateral, sumando un total de 10 ventiladores de 120 mm.

En el apartado del almacenamiento, la CoolTek Skall es capaz de dar cabida hasta a tres unidades de 5.25 pulgadas y cuatro discos duros de 3.5/2.5 pulgadas, siendo el rack de discos modular de manera que se puede instalar tanto en el suelo de la caja como “colgando” de la zona de las unidades ópticas.

Por lo demás, se trata de una caja bastante simple, con un buen espacio para enrutamiento de cables (aunque no cuenta con una característica habitual en todas las cajas Premium: gomas en los agujeros de enrutado para evitar que se dañen). Aunque está fabricada con acero SECC y plástico ABS, realmente no parece tener unos acabados que podamos considerar como Premium, si bien es cierto que su precio está por debajo de lo habitual en esta categoría: 85 euros.

Aunque sea la caja tope de gama de CoolTek creemos que más bien se trata de una caja de gama media que efectivamente sí que proporciona una buena funcionalidad a un precio razonable. Llegará a las tiendas a primeros de Diciembre, por cierto.

Continúa leyendo