Watch Dogs: Comparativa de rendimiento con tarjetas gráficas

Watch Dogs: Comparativa de rendimiento con tarjetas gráficas

Rodrigo Alonso

El esperado videojuego Watch Dogs se ha convertido en polémica por diversos factores desde que fue lanzado el pasado día 27. Una de las principales quejas de los usuarios es que hay una evidente rebaja de calidad gráfica con respecto al vídeo que mostraron en el pasado E3, pero aun así, también hay usuarios que se están quejando de que incluso con tarjetas gráficas de gama alta no logran jugar a una tasa de FPS óptima. Nosotros ya hemos probado el juego y os mostramos nuestras impresiones y, por supuesto, datos empíricos obtenidos.

Para empezar, os diremos que hemos estado probando el juego durante varias horas, y hemos notado que cuando es de noche en el mismo parece que la calidad gráfica sube, y esto también tiene un impacto de rendimiento en el juego. Por ello, hemos hecho pruebas tanto de día como de noche para poder mostraros los datos de rendimiento en ambas situaciones.

Este ha sido nuestro entorno de pruebas:

  • Procesador Intel Core i7-2600K @ 4,4 Ghz.
  • Asus Sabertooth P67 B3.
  • 2×4 Gb Kingston HyperX Beast 2133 Mhz.
  • El juego instalado en un SSD Corsair Neutron GTX 240 Gb.

El sistema operativo utilizado ha sido Windows 7 Ultimate SP1 x64 con todas las actualizaciones instaladas, y los drivers empleados han sido los AMD Catalyst 14.4 en el caso de las gráficas AMD y NVIDIA Forceware 337.88 WHQL en el caso de gráficas NVIDIA. Ambos controladores son las últimas versiones, optimizados para Watch Dogs. En todos los casos hemos utilizado un monitor con resolución Full HD (1920 x 1080) y con los siguientes ajustes gráficos:

Watch Dogs Pantalla

Watch Dogs gráficos

Nota 1: Aunque ahí aparezca que está la sincronización vertical activada, como veis sale en gris, no está activada en realidad (ya que de hecho no es posible activarla cuando juegas en modo ventana sin bordes, solo se puede activar en modo pantalla completa). Nos hemos dado cuenta de que el juego funciona a una mejor tasa de FPS en modo ventana sin bordes que en pantalla completa, por eso lo hemos configurado así.

Nota 2: Hemos desactivado tanto el rastro de elementos en movimiento (motion blur) como la profundidad de campo puesto que son dos elementos que reducen sustancialmente la tasa de FPS. Además, personalmente a mi me marean.

Como sabéis, nuestros recursos son limitados, y no hemos podido probar con todas las tarjetas gráficas que nos habría gustado. Estas son las gráficas que hemos tenido la oportunidad de utilizar en nuestras pruebas:

Y este ha sido el resultado de rendimiento. Los FPS han sido medidos, como siempre, con la utilidad benchmarking de FRAPS:

Watch Dogs Rendimiento

Como podéis apreciar viendo la gráfica, con tarjetas gráficas de gama alta como puede ser la AMD Radeon R9 290X o la GTX 770 OC, Watch Dogs es perfectamente jugable con los ajustes gráficos que le hemos puesto, manteniendo una media de FPS óptima (aunque fijaos en la diferencia entre jugar de día o de noche). Una tarjeta gráfica de poco más de 200 euros como la PowerColor Radeon R9 280 TurboDuo también es perfectamente válida para tener una experiencia de juego óptima.

No obstante, ya os habréis dado cuenta de que con una gráfica de gama media-baja como la R7 260 (sin X), no podemos tener una buena experiencia de juego con estos ajustes. Podríamos jugar, pero o bajamos la resolución de pantalla o relajamos los ajustes gráficos.