Western Digital presenta su nueva generación de discos Velociraptor

Western Digital lanza orgullosamente al mercado la última versión de sus famosos discos Velociraptor, los VR200M. Entre sus novedades podemos destacar la duplicación de la memoria caché (32MB), la adopción del nuevo estándar SATA 6Gbps o la capacidad de hasta 600GB.

En esta nueva generación de los Velociraptor, los VR200M, Western Digital ha aumentado la densidad de los platos hasta los 200GB, a diferencia de los 150GB de los modelos anteriores (VR150M). Al igual que en la generación anterior, el disco es de 2,5″ y está montado en un disipador/adaptador de 3,5″, denominado Icepak.

En cuanto a sus especificaciones, han duplicado la caché, pasando de 16 a 32MB, se mantienen las 10000rpm, aumenta su rendimiento de 128MB/s a 145MB/s, tiene una vida estimada de 1,4 millones de horas y cuenta con 5 años de garantía.

Como es habitual en esta gama, usan la tecnología de carga de rampa No Touch de Western Digital, para evitar que el cabezal de grabación toque el disco y aumentar la duración y seguridad del mismo.

Llama la atención el uso del interfaz SATA 6Gbps, que ofrece un máximo de 600MB/s, mientras que estos discos ofrecen 145MB/s, no es lógico este movimiento de Western Digital ya que el anterior SATA 3Gbps (300MB/s) era más que suficiente.

Disponible en 2 tamaños, 450 y 600GB, contarán con unos precios recomendados de 299 y 329$ respectivamente.