Juega a Death Stranding en Full HD y 60 FPS a tope con este PC

Juega a Death Stranding en Full HD y 60 FPS a tope con este PC

Rodrigo Alonso

Death Stranding, a pesar de que inicialmente era un exclusivo de consola, ya está disponible en PC a través de las plataformas de juego habituales como Steam. Si quieres montar un PC para jugar a Death Stranding en resolución Full HD y 60 FPS como mínimo con los ajustes gráficos al máximo, a continuación te vamos a recomendar las piezas que deberías utilizar para ello.

Lógicamente y como hemos hecho en anteriores ocasiones, lo que os vamos a recomendar a continuación son las piezas que nosotros utilizaríamos, pero como siempre habrá opciones mejores y peores para obtener un resultado similar. De igual manera, este PC no sería solo para jugar a Death Stranding sino que está pensado para desarrollar un rendimiento similar en juegos de la misma índole, es decir, títulos triple A para PC que son bastante exigentes en cuanto a gráficos.

Requisitos recomendados para 1080p y 60 FPS

Antes de proceder con las recomendaciones de qué hardware escoger, hemos de ver qué es lo que recomienda el desarrollador para poder tener ese deseable rendimiento de 60 FPS estables a resolución Full HD.

 Mínimos (720p @ 30 FPS)Recomendados (1080p @ 30 FPS)Recomendados (1080p @ 60+ FPS)
ProcesadorCore i5-3470 / Ryzen 3 1200Core i5-4460 / Ryzen 5 1400Core i7-3770 / Ryzen 5 1600
Memoria RAM8 GB8 GB8 GB
Tarjeta gráficaGTX 1050 / RX 560GTX 1050 Ti / RX 570GTX 1060 6 GB / RX 590
API gráficaDirectX 12DirectX 12DirectX 12
Espacio en disco80 GB80 GB80 GB
Sistema operativoWindows 10 64 bitsWindows 10 64 bitsWindows 10 64 bits

El desarrollador nos está indicando que necesitaremos un procesador de 8 hilos de proceso, con 8 GB de memoria RAM y una GTX 1060 6 GB / Radeon RX 590, unos requisitos que corresponden a lo que podríamos considerar un PC gaming de gama media. Vamos a ver entonces cuáles son las piezas de hardware que escogeríamos para ello.

PC gaming para Death Stranding en Full HD y 60+ FPS

El desarrollador recomienda un Core i7-3770 o un Ryzen 5 1600 para este juego, pero ambos procesadores están ya descatalogados así que tendremos que escoger algo equivalente. A día de hoy una de las mejores opciones que podemos escoger en cuestión de rendimiento / precio es sin lugar a dudas un procesador AMD Ryzen 5 2600, el cual además nos va a proporcionar un plus en muchos otros menesteres gracias a que cuenta con seis núcleos y doce hilos de proceso.

Optamos por la segunda generación de Ryzen y no la tercera (Ryzen 5 3600) ya que tienen una diferencia de precio de unos 80 euros, pero si para vosotros el presupuesto no es problema desde luego que recomendaríamos esta opción.

En ambos casos se incluye un disipador Wraith Stealth que es lo suficientemente bueno para mantener el procesador a buena temperatura, así que no vamos a añadir disipador aparte, por lo que continuamos con la placa base.

En este caso optamos por un modelo de gama media, la ASUS ROG STRIX B450-F Gaming ya que nos va a dar un excelente rendimiento con todos los demás componentes de hardware elegidos, sin problemas de compatibilidad y con especial mención a su excelente tarjeta de sonido integrada. Tiene un precio bastante comedido que no dispara el presupuesto, pero tened en cuenta que no es compatible con los procesadores Ryzen 3000.

Es hora de escoger la memoria RAM. El desarrollador nos dice que con 8 GB tenemos suficientes, pero dado que el precio de la memoria RAM ha bajado considerablemente en los últimos tiempos y que muchos juegos ya piden 16 GB, creemos que es una buena idea poner esta cantidad y no solo 8 GB. Las RAM que escogemos son las Crucial Ballistix BL2K8G36C16U4W, un kit de 2×8 GB a 3600 MHz con disipadores de color blanco que ahora está más barato que incluso el mismo modelo a 3200 MHz.

En cuanto al almacenamiento, podríamos incorporar un SSD NVMe que nos va a dar un rendimiento de almacenamiento extraordinario, pero buscamos un PC gaming equilibrado para Death Stranding a 1080p y 60 FPS sin gastarnos dinero de más, así que vamos a optar por un SSD SATA3 de mayor capacidad. Igual que hemos mencionado antes, si vas bien de presupuesto, un SSD NVMe te va a dar un plus de rendimiento, pero es mucho más caro. Escogemos el impertérrito Crucial MX500 de 1 TB en este caso.

Ahora le llega el turno a la decisión seguramente más importante y polémica a la hora de montar un PC gaming, la tarjeta gráfica. Para jugar a Death Stranding en Full HD a 60 o más FPS necesitamos, según el desarrollador, una GTX 1060 6GB o una Radeon RX 590, pero ambas son gráficas ya desfasadas y si queremos mirar un poco de cara al futuro debemos escoger algo de la actual generación. Para este juego consideramos que si queremos 60 FPS o más y con vista al futuro con títulos como Cyberpunk, optamos por una RTX 2060.

Para dar servicio a cualquier PC gaming que se precie necesitamos una buena fuente de alimentación. En este caso optamos por el modelo TX650M de Corsair, que nos da potencia más que de sobra para el equipo con cableado semi modular y certificación de eficiencia 80 Plus Gold, con 5 años de garantía.

Finalmente, debemos decidir en qué caja montar este PC gaming, una decisión que dependerá mucho de los gustos y necesidades del usuario. Nosotros personalmente recomendamoos la Corsair Carbide 275Q, una caja de estética minimalista pero que no renuncia a una buena funcionalidad, versatilidad y refrigeración.

Con esta configuración (que cuesta unos 915 euros en la fecha de publicación) podréis jugar a Death Stranding a resolución 1080p y 60 FPS sin problemas, y de hecho muy probablemente no tendréis problemas tampoco para jugar a mayores resoluciones y frecuencias de refresco; de hecho, como hemos mencionado al principio no se trata tan solo de Death Stranding, sino de cualquier juego triple A que salga en los próximos meses como por ejemplo Cyberpunk.