¿Cómo canalizar adecuadamente los cables de tu PC en el escritorio?

¿Cómo canalizar adecuadamente los cables de tu PC en el escritorio?

Rodrigo Alonso

Canalizar el cableado interno del PC es algo necesario para fomentar una buena refrigeración interna del equipo, pero la canalización de los cables del PC en el escritorio ya es, normalmente, otro tema bien distinto para la mayoría de los usuarios. Tener una mesa ordenada y despejada de cables es el sueño de casi todos los usuarios de PC, pero no es algo sencillo con tantos periféricos, necesarios para su funcionamiento. En este artículo vamos a tratar de ayudarte para que puedas canalizar correctamente el cableado de tu PC y que no solo quede el escritorio despejado, sino que evites posibles peligros y accidentes.

Ten en cuenta que es extemadamente complicado que te quede un escritorio «de revista», totalmente sin cables, ya que no son pocos los dispositivos que los necesitan para funcionar: para empezar, los cables de alimentación, vídeo y USB del PC, y para terminar los cables de los periféricos que, necesariamente, tienen que pasar por el escritorio para poder conectarlos (salvo que uses periféricos inalámbricos, obviamente). En todo caso, a continuación encontrarás nuestros mejores consejos al respecto.

Evita dejar los cables del PC colgando en el escritorio

Por norma general, casi todos los cables del PC se conectan a la parte trasera de la torre, y éstos suelen quedar en muchos casos colgando casi hasta el suelo. Lo mismo sucede con los cables del monitor (tanto conexión de vídeo como alimentación), que los conectamos al dispositivo y quedan colgando, incluso enrollados sobre sí mismos.

Cableado PC

Para empezar os diremos que siempre hay que evitar que los cables queden colgando, por dos motivos: el primero de ellos es que el propio peso del cable puede terminar forzando el conector y estropeándolo, y eso es desde luego algo que deberíamos intentar evitar. El segundo motivo es que teniendo los cables colgando (como podéis ver en la parte izquierda de la imagen superior) puede ser potencialmente peligroso, porque sería fácil enganchar algún cable con los pies (por ejemplo) y pegarle tirones, haciendo que se desconecte o forzando todavía más los conectores.

Además, tener los cables colgando y más todavía si están enrollados sobre sí mismos hará que se deformen, tanto los cables como los propios conectores, reduciendo su durabilidad y generando potencialmente problemas de conexión. Finalmente y como es obvio, queda bastante feo dejarlo así.

Utiliza canaletas para canalizar los cables

La mejor solución para evitar que los cables queden colgando es utilizar canaletas, ya que nos permitirán hacer que los cables queden prácticamente fijos solo por donde nosotros queramos que vayan y, además, los esconderán de la vista. Si no quieres utilizar canaletas, puedes usar aunque sea abrazaderas adhesivas para retener los cables y que no se muevan ni queden a la vista; es una manera más barata, y aunque no queda igual de bien que usar canaletas, es igualmente bastante funcional y barato.

Es realmente complicado y todo un arte conseguir que no se vea ningún cable, especialmente los de los periféricos salvo que sean inalámbricos, pero el tener los cables canalizados o al menos sujetos no solo le dará otro aire al escritorio de tu PC, sino que además será más seguro y fácil de limpiar.

Escritorio Cómodo

Cómo canalizar los cables de los periféricos

Hacer que los cables del PC estén organizados y escondidos a la vista es algo relativamente sencillo utilizando canaletas o abrazaderas, ya que al fin y al cabo son cables que quedarán por detrás de la mesa. La parte complicada es hacer que los cables de los periféricos, como el teclado, el ratón o los auriculares, queden escondidos a la vista.

No te hagas ilusiones: si no tienes periféricos inalámbricos vas a tener cables por la mesa. Ahora bien, que queden desorganizados o medianamente presentables dependerá de ti; por ejemplo, como hemos puesto en la imagen de arriba puedes poner un trozo de canaleta que atraviese una parte de la mesa para canalizar los cables del teclado y el ratón, quedando medianamente escondidos y a la vez funcionales.

Por supuesto también tienes algunas otras herramientas que te ayudarán a canalizar los cables de los periféricos, como por ejemplo los soportes de auriculares que tienen hub USB. En éstos ya no solo tendrás un sitio fijo en el que colgar los auriculares, sino que además podrás conectar y canalizar en una sola zona del escritorio los cables del teclado y el ratón.

En definitiva, hace falta algo de maña y en muchos casos invertir un poco de dinero para poder canalizar y esconder adecuadamente los cables del PC en el escritorio, pero a posteriori te aportará muchas ventajas ya que será mucho más fácil limpiar la mesa, evitarás «enganches» accidentales con los cables colgando y que acumulen suciedad, y por supuesto tendrás el escritorio mucho más limpio y presentable.