¿No entiendes las especificaciones de tu CPU? Te las explicamos todas

¿No entiendes las especificaciones de tu CPU? Te las explicamos todas

Rodrigo Alonso

Con los avances de la tecnología, el número de parámetros en las especificaciones de los procesadores es cada vez mayor, y puede resultar difícil de comprender para usuarios que no estén involucrados en la industria. Si te preguntas qué significan exactamente las especificaciones técnicas de los procesadores, a continuación te las vamos a explicar todas paso a paso para que las entiendas y sepas qué importancia tienen.

Cuando vas a mirar un procesador, son muchas las características técnicas que listan los fabricantes, además de sus nombres que ya son complicados de por sí, aunque nos dan mucha información sobre su gama y generación. En cualquier caso, vamos a ver qué son estas características que listan Intel y AMD, en cuáles deberías fijarte, y qué importancia tiene cada una de ellas.

Especificaciones de los procesadores

Vamos a ver, una a una y en detalle, todas las especificaciones de los procesadores. Esto es válido tanto para procesadores de Intel como de AMD, e incluso en muchos casos también de NVIDIA e incluso de VIA, porque al fin y al cabo un parámetro es el mismo en todos los casos y, por lo tanto, comparable. Vamos allá.

Línea de producto (Product Line)

La línea de producto es un grupo de productos para un propósito similar. Por ejemplo, los procesadores Xeon y Opteron de Intel y AMD respectivamente están diseñados para servidores, mientras que los Core i5 Mobile están diseñados para portátiles. Ahora mismo, estas son las principales líneas de producto existentes (y activas) en Intel y AMD:

  • Intel: Core (i3, i5, i7 e i9), X Series, Pentium, Celeron, Xeon, Xeon Phi, Itanium, Atom, Quark SoC.
  • AMD: Ryzen Threadripper, Ryzen PRO, Ryzen (3, 5 y 7), Athlon PRO, A Series, A Series PRO, FX.

icore-lineup-hero-2-930x487.jpg

Cada una de estas líneas de producto están enfocadas a un segmento del mercado en concreto. Por ejemplo, para Intel los procesadores Core i3 se consideran gama de entrada, los Core i5 son gama media, Core i7 gama alta y Core i9 gama entusiasta. Para AMD es exactamente igual, con los Ryzen 3 siendo la gama de entrada, Ryzen 5 la gama media, Ryzen 7 la gama alta y Ryzen 9 la gama entusiasta.

Nombre en código (Code Name)

El nombre en código es lo que divide las líneas de producto. Cuando se logra hacer un nuevo avance tecnológico de la arquitectura básica de una línea de producto, recibe un nuevo nombre en código, y si dicho avance es lo suficientemente grande (como un nuevo diseño de socket), suele cambiarse también el nombre de la línea de producto.

Como ejemplos de estos nombres en código tenemos Haswell, Sandy Bridge, Bulldozer o Llano.

Socket

El socket de un procesador es relativo a la conexión física a la placa base. Muchos de los nombres de los sockets llevan el número de contactos del mismo, como por ejemplo los sockets Intel LGA1155 que tienen 1155 pines, mientras que los socket 2011 tienen 2011 pines. Otros son más confusos, como los sockets de AMD (AM3, AM3+, AM4, etc.) y en esos casos el nombre del socket no nos da información sobre el mismo.

Este dato es importante, ya que si eliges un procesador con Socket AM4 por ejemplo, la placa base que deberás comprar debe llevar socket AM4 también.

Proceso de fabricación

El proceso de fabricación especifica cómo de pequeños son los transistores integrados en el procesador cuando se fabrica. Este valor se expresa en nanómetros y se refiere a la mitad de la distancia entre las celdas de memoria dentro de la CPU. Ya sabéis que actualmente estamos utilizando procesadores de 14, 10 y 7 nm en su mayoría.

Intel-10-nm-02

Un proceso de fabricación más pequeño implica que los transistores son más pequeños, por lo que se introducen más transistores en el mismo espacio y, en otras palabras, se mejora tanto la eficiencia como el rendimiento.

Número de núcleos (Cores)

Originalmente, los procesadores se fabricaban con un solo núcleo que hacía todo el trabajo, pero con el paso del tiempo se dieron cuenta de que uno solo no podía hacer todo el trabajo y gracias a la reducción de las litografías, pudieron integrar cada vez más núcleos dentro de los procesadores.

A día de hoy los procesadores de cuatro núcleos son los más utilizados, pero tanto Intel como AMD están ofreciendo cada vez más cantidad de núcleos y ya no es raro ver procesadores de ocho o incluso más núcleos en entornos domésticos, pudiendo ofrecer cantidades aberrantes como los 32 del AMD Threadripper 3970X.

Cada uno de los núcleos es en esencia un procesador en sí mismo, y permite que el conjunto pueda realizar muchas tareas paralelas, si bien es cierto que la efectividad de esto depende del software.

Número de hilos (Threads) – Hyperthreading y SMT

Si un procesador tiene Hyperthreading en el caso de Intel o SMT (Simultaneous Multi-Threading) en el caso de AMD, significa que cada uno de los núcleos es capaz de realizar dos tareas de manera simultánea, lo que se conoce como hilos de proceso. Por lo tanto, un procesador de cuatro núcleos físicos con Hyperthreading tendría ocho hilos de proceso, y sería capaz de ejecutar ocho órdenes al mismo tiempo. El número de hilos siempre es el doble que el de núcleos.

Hyperthreading en las especificaciones de los procesadores

Velocidad de funcionamiento (Clock Speed)

La velocidad de funcionamiento, clock speed o velocidad del reloj también se conoce como frecuencia, dado que se mide en Hercios. Este parámetro representa el número de instrucciones por segundo que el procesador es capaz de procesar. Por ejemplo, que un procesador funcione a 3 GHz significa que puede completar hasta 3.000.000.000 instrucciones por segundo en cada uno de sus núcleos. Así, si un trabajo requiere, digamos, 1.000.000.000 de instrucciones, el procesador sería capaz de completarlo en un tercio de segundo, mientras que uno que funcionara a 1 GHz lo haría en un segundo.

Esa es la teoría, pero dadas las diferencias de la arquitectura de los diferentes procesadores, dos procesadores con la misma velocidad de reloj no realizarán la tarea necesariamente en el mismo tiempo, y este es el motivo por el que los procesadores de Intel y de AMD tienen diferentes rendimientos aunque tengan el mismo número de núcleos y la misma velocidad.

Turbo Boost y Turbo Core

Intel utiliza la tecnología Turbo Boost, mientras que AMD la llama Turbo Core, pero básicamente hacen lo mismo: son capaces de hacer overclock automáticamente a sus núcleos para aumentar el rendimiento cuando hay elevadas cargas de trabajo. En versiones avanzadas de esta tecnología, este overclock podría realizarse únicamente en uno de los núcleos, pero a una velocidad mayor que cuando lo hacen en todos ellos.

Tipo de bus (bus type)

El tipo de bus de una CPU es la manera en la que sus núcleos se comunican con el resto del sistema. Para el usuario normal esto no afecta demasiado en la velocidad o el rendimiento del sistema, pero en los equipos más modernos ya sí que es algo que se nota, y los buses de nuevas generaciones son bastante más eficientes y rápidos que los anteriores. Por el momento, QPI (Quick Path Interconnect) es el más común en Intel, mientras que el de AMD se llama Hypertransport, pero ambos van hacia Infiniband e Infinity Fabric.

Infinity Fabric en las especificaciones de los procesadores

TDP – Thermal Output

El Thermal Output, también llamado TDP o Thermal Design Power, es la máxima cantidad de potencia de disipación que se necesita para mantener al procesador en el rango de temperaturas óptimo de funcionamiento. Cuanto más elevado sea este valor, más calor generará el procesador, y como sabéis, necesitaremos un mejor disipador para mantenerlo a buenas temperaturas.

Caché L1, L2 y L3

La caché es otra de las especificaciones importantes de los procesadores, y sirve de manera esencial de la misma manera que la memoria RAM: como almacenamiento temporal de datos. No obstante, dado que la memoria caché está en el procesador en sí, es mucho más rápida y el procesador puede acceder a ella de manera más eficiente, así que el tamaño de esta memoria puede tener un impacto bastante notable en el rendimiento, especialmente cuando se realizan tareas pesadas.

La caché se divide en diferentes jerarquías de acceso:

  • La caché L1 es el primer sitio donde la CPU buscará información, pero también es la más pequeña y la más rápida.
  • La caché L2 suele ser más grande que la L1 pero es algo más lenta. Sin embargo, por norma general es la que mayor impacto tiene en el rendimiento.
  • La caché L3 es mucho más grande que las anteriores, y generalmente se comparte entre todos los núcleos del procesador (a diferencia de las anteriores, que normalmente van ligadas por core). Este tercer nivel es en el que buscará el procesador la información tras no encontrarla en la L1 y L2, por lo que su tiempo de acceso es todavía mayor.

Caché L3 en las especificaciones de los procesadores

Last Level Cache

Se le llama Last Level Cache siempre al último nivel de cache de una CPU, existen dos tipos:

  • Last Level Cache Estándar.
  • Victim Cache.

Una Victim Cache no actúa como la cache de último nivel de una CPU, sino que en ese caso lo hace el penúltimo nivel y en la Victim Cache acaban los últimos datos descartados de la cache y que han sido volcados en la RAM, los cuales son copiados en la Victim Cache para poder acceder a ellos más rápido.

Smart Cache

La Smart Cache (o caché) es esencialmente L3 pero optimizada por Intel para ser más eficiente a la hora de compartir la información en los núcleos de la CPU. A efectos prácticos, se comporta de igual manera que la caché L3. Este parámetro podremos no encontrarlo en todas las especificaciones de los procesadores.

Procesador gráfico, iGPU o graphics processor

Muchos procesadores incorporan una GPU en su interior, llamada gráfica integrada o iGPU. Generalmente es muy poco potente, pero lo suficiente para realizar tareas básicas como navegar por Internet, ver vídeos, e incluso para algunos juegos básicos, especialmente en las últimas generaciones puesto que cada vez son más potentes.

iGPU en las especificaciones de los procesadores

No obstante, en las últimas generaciones de procesadores cada vez se están introduciendo gráficos integrados más potentes, y ya son capaces de manejar varios monitores, resoluciones 4K e incluso son capaces de mover algunos juegos a una tasa digna de FPS.

Estas son, por norma general, todas las especificaciones técnicas de los procesadores de Intel y AMD. No obstante, si tenéis alguna duda no tengáis reparo en plantearla en los comentarios.