Epic Gear Anura

Epic Gear logoDe la mano de Atlas Informática nos llega a España una nueva marca taiwanesa de periféricos para PC, de nombre Epic Gear. Por el nombre puede que no os suene, pero si os decimos que los productos de Epic Gear son fabricados por el renombrado fabricante de memorias RAM GEIL (Golden Emperor International Limited) seguramente ya os podáis hacer una idea. Igual que Cooler Master creó CM Storm o Tacens hizo lo propio con Mars Gaming, Geil ha creado Epic Gear como división dedicada al mundo de los periféricos Gaming, y a través de ellos hoy os presentamos nuestro particular análisis de uno de sus productos más curiosos, el ratón Gaming Anura.

Decimos que es uno de sus productos más curiosos porque se trata de un ratón que cuenta con dos sensores, uno óptico y uno láser, y al contrario que otros ratones que utilizan tecnología láser para captar el movimiento del ratón y tecnología óptica para poder hacer un mapa de la superficie y así comunicarle al sensor láser el tipo de ésta para una mayor precisión, el Epic Gear Anura integra un interruptor mediante el que el usuario puede escoger directamente si quiere que el Anura utilice el sensor óptico, el láser, o una combinación de ambos que han llamado HDST (Hybrid Dual Sensor Technology).

CARACTERÍSTICAS TÉCNICAS.

Sacadas de la web del fabricante.

Anura Specs

Tenemos pues por una parte un sensor óptico de hasta 3200 DPI configurable en cuatro saltos (400 / 800 / 1600 / 3200 DPI), un sensor láser que nos proporciona también cuatro saltos y hasta 6030 DPI, y el modo HDST, también con cuatro niveles de resolución configurables con un límite de 4800 DPI. Este ratón está concebido para formar parte de la gama alta, y prueba de ello es la tecnología de sensores que incorpora, soportando una aceleración de hasta 30G en el modo HDST y un movimiento de hasta 200 pulgadas por segundo en el mismo modo.

Otras de las características a destacar es su diseño ambidiestro optimizado para usuarios de tipo garra, interruptores que soportan hasta 10 millones de pulsaciones, 11 botones programables, 1000 Hz de frecuencia de refresco, procesador ARM de 32 bits con 128 KB de memoria interna para almacenar hasta 15 juegos de macros, y distancia de elevación configurable.

El Epic Gear Anura es sin duda un ratón que pinta muy bien sobre el papel, pero como siempre lo vamos a probar y os vamos a contar nuestras impresiones para ver si a la hora de la verdad responde tan bien como pinta, que para eso hacemos los análisis, ¿no?

ANÁLISIS EXTERNO.

Epic Gear ha utilizado un llamativo embalaje para guardar el Anura. En la cara principal encontramos una foto del ratón con el logo de la marca y una rana de aspecto siniestro y colores verde, azul y naranja presentándonoslo. La parte frontal se abre, dejándonos ver el ratón tras una protección de plástico transparente a un lado y, al otro, varias imágenes del ratón destacando sobre todo la ergonomía del mismo y el doble sensor.

En la parte trasera encontramos las principales características técnicas del dispositivo, así como una ventana de plástico transparente en el centro que nos permite ver los dos sensores y el interruptor para cambiar entre los tres modos, obviamente con el modo HDST en el centro.

En el interior de la caja no encontramos accesorio alguno aparte del ratón. Epic Gear ha dispuesto una lámina de color naranja en la uqe nos describe las partes del ratón, aunque eso sí, no está en castellano. No hay manual de instrucciones ni CD de drivers.

Ya sin embalajes, aquí podéis ver el Anura de Epic Gear en todo su esplendor. Estéticamente es un ratón que evidencia toques Gaming gracias al agresivo color naranja fosforescente, matizado en el cordón protector del cable y en la base del propio ratón.

Epic Gear Anura -010

Ya comentamos antes que el diseño es ambidiestro, por lo que ambos laterales son iguales. Éstos cuentan con tres botones, los dos habituales de navegación y otro configurable casi al borde, bastante difícil de presionar por cierto dada la gran distancia con respecto a la mano, incluso para los usuarios de tipo palma (y recordad que este ratón está pensado para usuarios tipo garra). En ambos laterales han dispuesto gomas que favorecen el agarre.

El diseño es lógicamente simétrico, de manera que tanto un usuario diestro como uno zurdo tengan el mismo agarre en este ratón y puedan utilizar sus botones por igual. En la parte trasera, el logo “EG” (Epic Gear) y el anagrama “Anura” se iluminarán cuando el dispositivo esté conectado. En la zona central, también encontramos un conjunto de LEDs que se iluminarán en columna para indicarnos en qué salto de DPI nos encontramos. La rueda, por su parte, es 2G, y también se iluminará en un color que nos indicará el perfil que tengamos configurado. Justo debajo de la rueda han incorporado dos botones para subir y bajar la resolución.

Vamos a la parte de abajo que es la que más interés tiene en este ratón en particular. Epic Gear ha dispuesto dos grandes patas de teflón, una abajo y otra arriba, para facilitar el deslizamiento del periférico en cualquier superficie. En la zona central tenemos los dos sensores y el interruptor para cambiar entre los tres modos.

El Anura cuenta con un cable de dos metros protegido por una malla de nylon de color negro y naranja fosforescente. Termina en un conector USB 2.0 bañado en oro para maximizar la conductividad eléctrica, y además, cosa rara en un ratón, Epic Gear ha dispuesto un filtro EMI para evitar interferencias electromagnéticas en la señal que el ratón emite hacia el PC.

TESTEO.

Nada más conectar el ratón a un puerto USB del ordenador, éste ya se ilumina y podemos comenzar a utilizarlo. El sensor óptico solo se iluminará cuando tengamos puesto el perfil de sensor óptico o el HDST.

El software.

El Anura viene sin CD de drivers (que no los necesita) o software (que sí es recomendable si queremos disfrutar de todas las opciones que nos proporciona), pero podemos entrar en su web y descargarlo. Tras instalarlo, accedemos a un software de configuración bastante intuitivo y sencillo de utilizar.

Nada más entrar en el software, lo primero que vemos es una alerta del sistema diciendo que hay una versión de Firmware más actualizada que la que está en la memoria del ratón, y nos ofrece actualizar automáticamente.

Firmware Update

El proceso es rápido, y el usuario no tiene que hacer absolutamente nada salvo esperar un minuto para que el firmware del ratón se actualice automáticamente a la última versión disponible.

Firmware Update 2

A continuación podéis ver la pantalla de control principal, desde donde podemos configurar los 11 botones del ratón, los niveles de sensibilidad en los tres modos, y podemos configurar y guardar hasta cinco perfiles. También desde aquí, en la zona superior derecha, podemos encender y apagar la iluminación.

1.- Main

Aunque el interruptor físico lo tengamos puesto en un sensor concreto, desde el software podemos elegir y configurar los niveles de sensibilidad de los tres modos. El sensor óptico lamentablemente no es demasiado configurable, ya que tiene cuatro posiciones y cuatro posibles niveles de sensibilidad.

2.- Sensor óptico

El segundo sensor, HDST, también tiene cuatro saltos de DPI pero ya tenemos cinco posibles resoluciones, con un máximo de 4800 DPI (básicamente se añade esta última opción a las que nos ofrecía el sensor óptico por sí mismo).

2.- Sensor Host

Por último, el sensor láser es el que mayor posibilidad de personalización ofrece, permitiendo al usuario configurar también cuatro saltos de DPI, pero pudiendo escoger prácticamente la resolución que se quiera (los saltos son de 20 en 20 DPI) y con el eje X y el Y independientemente.

2.- Sensor láser

La segunda pestaña del software se llama “Performance” (rendimiento), y en ella podemos configurar la tasa de refresco, velocidad de doble clic, etc., pero lo más interesante es lo que encontramos en la zona derecha de esta pantalla. Para empezar, se puede configurar un modo de ahorro de energía de los LED, de manera que éstos se apaguen automáticamente pasado 1 ó 2 minutos desde que dejemos de mover el ratón. La segunda opción de esta zona derecha es la distancia de elevación (solo disponible para los modos láser y HDST), y permite configurar a partir de qué distancia de elevación dejan de funcionar los sensores, de manera que el ratón no se vuelva loco cuando levantamos el dispositivo. Por último, la opción angle snapping (solo para el modo láser), que es una especie de corrección de errores y ayuda para poder trazar líneas rectas más fácilmente.

3.- Performance

La tercera pestaña es la relativa a la creación de Macros. El software permite interacción con el teclado, importación, exportación, grabación al vuelo y todas las características que a este efecto cualquier usuario pudiera necesitar.

4.- Macros

Por último, la pestaña Support nos permite acceder directamente a las actualizaciones de software y firmware, así como a la web del fabricante y sus redes sociales.

5.- Support

 

Rendimiento del ratón.

No cabe duda de que este Epic Gear Anura está orientado totalmente al Gaming, y por lo tanto hemos estado utilizándolo con juegos de todo tipo: desde FPS (Battlefield 4) hasta MOBA (League of Legends), pasando por estrategia (Civilization: Beyond Earth). Hay que matizar que en juegos como el Battlefield 4 se hacen pocos movimientos y clics, pero éstos han de ser lo más precisos posible. Por contra, en League of Legends (también conocido como “machaca ratones”) los movimientos y clics son frenéticos y desmesurados. Por su parte, Civilization es un juego bastante más calmado donde da un poco igual la velocidad de movimientos.

Hemos probado como es lógico los tres modos del ratón, y estas son nuestras conclusiones:

  • Sensor Óptico: El ratón se comporta de manera aceptable en todos los juegos, si bien es cierto que al estar bastante limitados en cuanto a configuración de la resolución del sensor nos sentimos bastante incómodos hasta acostumbrarnos. Como siempre digo, mi resolución óptima para cualquier juego es de 2200 DPI, y me vi obligado a configurar el Anura a 1600 DPI, lo más cercano (puesto que 3200 ya era muchísimo para mi). Por lo tanto, y sobre todo en el League of Legends, me veía obligado a mover demasiado la mano y a veces no atinaba a hacer clics.
  • Sensor HDST: Se nota que el ratón va un poco más suave, sobre todo cuando se hacen movimientos agresivos (como en el League of Legends), aunque por algún motivo existe un poco de input lag a pesar de tener la tasa de refresco configurada a 1000 Hz.
  • Sensor Láser: El que más nos ha gustado de los tres. Pudimos configurar sin problemas la resolución a nuestros 2200 DPI habituales, y todos los movimientos eran instantáneos y precisos, desde los movimientos suaves para apuntar hasta los frenéticos para llegar rápido a todos los puntos de la pantalla.

Ergonomía.

No soy partidario de los ratones ambidiestros, me gustan más los ratones ergonómicamente diseñados para diestros o zurdos. Sin embargo he de reconocer que el diseño de este Anura me ha resultado cómodo casi desde el principio, gracias en parte a que está diseñado para usuarios de agarre tipo garra, como yo mismo. Eso sí, los dos botones que están ubicados en la zona más alejada de los laterales son imposibles de pulsar sin mover toda la mano, si bien es cierto que lo habitual sería configurarlos para cambiar de perfil del ratón y tampoco es que se vayan a estar utilizando constantemente.

CONCLUSIÓN.

No cabe duda que si algo destaca del Epic Gear Anura es la posibilidad de poder escoger el tipo de sensor que más se adapte a las necesidades de cada usuario. El tener un diseño ambidiestro también fomenta esta conclusión que os vamos a decir, y es que se trata de un ratón muy polivalente casi para cualquier tipo de usuario, ideal para ordenadores compartidos como por ejemplo los de LAN Parties y demás. Eso sí, opino que quien quiera comprarse un ratón que se adapte a sus necesidades ya se encargará de leer análisis y probar varios para saber cuál es el que mejor se adapta a su estilo de juego y a su mano; el Anura es, quizás, demasiado “genérico” por llamarlo de alguna manera.

No obstante, se trata de un ratón de fácil adaptación y buen rendimiento, especialmente utilizando el sensor láser, que no defraudará a nadie. Además, gracias a su software intuitivo y que permite un elevado nivel de personalización, hará sin duda las delicias de los Gamers más exigentes.

Por cierto, su precio es de unos 70 euros y en España podéis encontrarlo en exclusiva en VS Gamers.

PROS:

  • Dos sensores y tres modos de sensor para elegir lo que más se adapte al usuario.
  • Diseño ambidiestro.
  • Estética Gamer agresiva.
  • Muy cómodo para usuarios con agarre de tipo garra.
  • Cambio de DPI al vuelo e iluminación que indica la posición de éste.

CONTRAS:

  • Botones laterales un poco pequeños.
  • Botón lateral aislado casi imposible de pulsar sin mover toda la mano.
  • Limitadas opciones de resolución en los modos óptico y HDST.

Anura puntuación

El Epic Gear Anura se hace merecedor de nuestro galardón de Oro y de nuestra recomendación por su diseño.

HZ_Score_1GoldHZ_Stamp_Design_Mod1

 

 

Compártelo. ¡Gracias!