Las tarjetas gráficas son cada vez más caras, ¿cuándo parará esta tendencia?

A ningún aficionado al hardware y muy especialmente a los gamers les ha pasado desapercibido el hecho de que el precio de las tarjetas gráficas lleva ya años teniendo una tendencia alcista, y si bien en algunos casos esto ha estado justificado no podemos sino preguntarnos si en algún momento esta tendencia parará y podremos disfrutar de un periodo de relativa normalidad al respecto. ¿Será posible comprar tarjetas gráficas baratas en el futuro?

No podemos sino recordar que, no hace tanto tiempo, comprar una tarjeta gráfica de gama alta para tu PC gamer no te costaba más de 300 euros, y sin embargo en los tiempos que corren con ese dinero apenas compras una de gama media, casi casi gama media-baja. Por supuesto la inflación tiene mucho que decir al respecto, así como el coste de fabricación y desarrollo de las tarjetas gráficas pero, lo que está claro, es que en comparación con el poder adquisitivo de las personas el coste de este producto se ha disparado, y mucho.

¿Tanto cuesta diseñar y fabricar las tarjetas gráficas?

Varias veces hemos tratado este tema, y es que realmente el incremento de precio de las tarjetas gráficas está «relativamente» justificado; ahora ya no es como hace 10 años, puesto que actualmente contamos con unas GPUs muchísimo más avanzadas, con nuevas tecnologías, hardware dedicado para trazado de rayos, nuevas generaciones de memoria VRAM y conectividad más avanzada y un largo etcétera, y el desarrollo de todo esto conllevó una gran inversión en I + D, además del aumento de coste de fabricación de los productos (y aquí hablamos del chip de la GPU, la memoria, incluso el cobre ha subido de precio).

GPU AMD VRAM

Por eso decimos que el incremento de precio está justificado relativamente, porque la realidad es que nos ofrecen productos cada vez mejores y más potentes, pero con una tendencia que está llevando a que casi nadie puede pagar ya la gama alta, y la enorme mayoría se tiene que conformar con la gama media. Se terminó la era en la que invertir 1.200 euros en un PC gaming te garantizaba jugar al máximo durante años, pues ahora para eso tienes que invertir prácticamente esa cantidad de dinero solo en la tarjeta gráfica.

¿Volveremos a ver GPUs «baratas»?

Con la tendencia del mercado actual, realmente es bastante complicado. AMD y NVIDIA (y en cierta medida, Intel) están siempre en la pugna por ver quién proporciona el mejor rendimiento, pero la realidad es que aunque venden gráficas cada vez más potentes, también son cada vez más caras. La buena noticia es que parecen haberse dado cuenta por fin de que la gama media es la que más vende, y aunque sea porque es lo que los usuarios se pueden permitir, es el nicho de mercado más grande y en el que están enfocándose bastante en los últimos tiempos.

NVIDIA-RTX-3060-Ti-Review-(25)

Ahora bien, tarjetas gráficas baratas como tal solo tenemos las de la gama baja o gama de entrada, y aun así estamos hablando de productos cuyo precio supera los 100 euros fácilmente, ya que por menos de ese dinero los modelos existentes apenas superan la potencia de una gráfica integrada en el procesador, nicho en el que por cierto también están poniendo énfasis últimamente.

La parte buena es que la tecnología parece haberse estancado relativamente en las resoluciones Full HD y 4K, y a pesar del foco que la gama alta pretende darle al 8K todavía está lejos. Esto significa que gráficas que hoy son de gama alta, en la próxima generación tendremos el equivalente en la gama media y, de hecho, incluso en las generaciones actuales tenemos modelos de gama media que pueden holgadamente con cualquier juego a resolución Full HD.

¿Qué precio es el adecuado para las tarjetas gráficas?

Es difícil poder decir qué precio sería el adecuado para las próximas tarjetas gráficas, pero lo que parece bastante claro es que no muchos usuarios pueden ni están dispuestos a gastar más de 1.000 euros en una tarjeta gráfica que con toda probabilidad se habrá quedado atrás en poco tiempo. Como ejemplo claro tenemos las RTX 2080 Ti, gráficas que costaban 1.300 euros y que han sido superadas en la generación siguiente por las RTX 3070, de gama media o media-alta a lo sumo y que cuestan la mitad.

NVIDIA-RTX-3070-8-GB-2

Un precio adecuado para una tarjeta grácia orientada a PC gaming que aspire a mover cualquier juego a resolución Full HD y con altas frecuencias de refresco o por lo menos 4K a 60 FPS serían 500 euros como tope, de manera que por unos 1.500 euros ya tengas un PC gaming más que digno. Por supuesto, esto no quita las opciones de gráficas más baratas que permitan jugar relajando un poco los ajustes gráficos.