El stock de GPU NVIDIA RTX 30 se reducirá y disparará más el precio

Estamos siempre al día con todo lo referente a la guerra comercial, la escasez de chips y los principales mercados así como sus variaciones, contratos y otros aspectos como el que vamos a ver ahora. En el de tarjetas gráficas sin duda tendríamos que hacer un estudio de cómo un sector gigantesco deja de lado a su principal valedor a costa de la especulación y de una burbuja. Esto derivó en dos problemas: primero altos precios y ahora… Escasez de stock.

A mediados del mes de mayo la situación del mercado de las tarjetas gráficas era insostenible y rozaba el ridículo más esperpéntico que uno puede planear, como si de un supervillano se tratase. Pero aunque todo puede ir a mejor, también cabe la posibilidad de lo contrario y esto es precisamente lo que va a pasar. El mercado de las GPU sufre un nuevo revés y esta vez será incluso más duro que a principios de año.

Los fabricantes reducirán el suministro de GPUs NVIDIA RTX

NVIDIA Teaser RTX 3070 3080 Ti

Aunque la tendencia estaba siendo bajista y la gráfica mostraba un descenso prolongado y más o menos acelerado de los precios de las GPU, tanto la noticia que dábamos a principios de semana sobre el precio de las obleas de TSMC y posteriormente Samsung, ahora hay que sumarle una nueva debacle al sector.

Los precios han vuelto a subir, poco, pero lo están haciendo. El stock cada vez es mejor, cierto, pero no hay demanda porque los precios están por encima del 150% frente al MSRP y nadie está comprando en espera de que el precio baje.

La noticia de hoy va a hundir aún más las esperanzas de aquellos que quieren o necesitan una GPU, concretamente una tarjeta gráfica NVIDIA, ya que se acaba de saber que los AIB van a reducir el suministro en nada menos que un 30%.

¿Quieren acabar con el stock de GPU NVIDIA RTX?

Fab-gpu

Hay varios factores que pueden explicar esto. En primer lugar, los precios ya no se deben a la falta de stock de los modelos RTX, ya que para casi todas las versiones hay stock disponible. El problema principal es el aumento de los costos de toda la cadena de producción y transporte que van asociados a cada producto, lo cual repercute en el precio final.

TSMC subió los precios para AMD, Samsung para NVIDIA, los transportistas están cobrando hasta 5 veces más por el mismo trabajo, las materias primas están en escasez y esto deriva en que las piezas electrónicas de menor valor están disparadas en coste, desde SMD hasta condensadores.

Es una cadena que explica los precios y que justifica que ya en este mes de septiembre dispongamos en breve de un 30% menos de GPUs NVIDIA RTX, porque si hay stock disponible ¿por qué seguir fabricando cuando no se están vendiendo? Los AIB van a parar gran parte de la producción y si esto sigue así, si no hay demanda y hay mucha oferta, la solución no es bajar precios para competir, sino parar la producción y vender a los precios abusivos que vemos porque no se quiere perder dinero pese a que el mercado pueda cambiar.

Solo un giro de guion inesperado parece poder cambiar esto, puesto que nadie quiere entrar en pérdidas de una serie de productos elitistas, ergo, la previsión a corto plazo no puede ser peor.