NVIDIA y AMD subirán los precios de sus gráficas y procesadores

No habrá tregua en los precios y como siempre pasa es el usuario el que pagará los avances tecnológicos, como era previsible por otra parte. La carrera por los nanómetros y el hecho de acercarnos al límite físico del átomo tiene sus consecuencias en TSMC y Samsung: subida de precios para los procesos litográficos, lo que se traducirá en tarjetas gráficas y procesadores más caros por parte de NVIDIA y AMD.

Estamos en la mitad del segundo trimestre y dos de las tres grandes fundiciones del mercado hacen lo propio tras lo que se avecina. Y es que con esta nueva subida serían realmente cuatro aquellas que se han venido produciendo en menos de dos años, lo cual indica que los pronósticos no solo eran erróneos, sino poco realistas.

El problema de los costos de producción para NVIDIA y AMD

Es cierto que TSMC ha sido el que más se ha movido en esto durante el tiempo comentado, pero ahora Samsung tiene que hacer lo propio porque ambas compañías tienen un problema común: los precios de los materiales. Ahí radica y gira todo el argumento de ambas empresas de semiconductores, donde los cambios y aumentos son muy distintos. TSMC habla de un máximo de un 8% de cara al próximo año, pero tampoco descarta comenzar ya en este, mientras que Samsung declara nada menos que un 20% de aumento en sus precios, también como máximo.

samsung-tsmc-portada

Si indagamos un poco, los taiwaneses afirman que subirán los costes entre un 5 y un 8%, mientras que Samsung abre el GAP entre un 15 y ese 20% nombrado. También ambas afirman que esto será aplicable para ciertos nodos, normalmente los de vanguardia, lo cual es comprensible en cierta medida, pero de lo que no hablan ninguna de las dos es de los motivos para esta subida.

Si recordamos, TSMC subió el año pasado un 20% el precio, más lo ahora comentado daría como resultado casi un 30% en dos años. Esto ya lo hemos podido ver en las obleas de 5 nm y posiblemente en las de 4N y N4 para NVIDIA y otros socios, como Apple. El precio medio de dichas obleas es de más de 16.000 dólares aproximadamente, disparando con ello el precio por chip.

Samsung es más barata, pero se desconoce exactamente el precio de sus obleas, aunque los rumores la cifran por nodos antiguos y no nuevos, los cuales son un misterio que va teniendo sus luces y sombras.

¿No hay manera de paliar la subida de precios de las gráficas y procesadores?

Hay dos motivos principales y luego varios personalizados. El primero tal y como hemos comentado es el aumento del precio de las materias primas, las cuales se han disparado, principalmente las tierras raras traídas desde África. El segundo motivo va ligado al rendimiento y los problemas que están encontrando los fabricantes de obleas.

Tanto Samsung como TSMC enfrentan problemas sabidos con sus nodos GAA. TSMC lo implementará en sus 2 nm siendo el último de los tres grandes y lógicamente nodos presentes financian nodos futuros. Luego llegaría la reserva de producción con la compra de más escáneres a ASML, pero eso es otro asunto aparte. Por su parte, Samsung tiene un tira y afloja entre rumores y declaraciones para con sus 3GAA.

Samsung-3nm-GAA

Los taiwaneses han enfrentado grandes problemas con la creación de los transistores y las fugas de energía en los mismos, donde ahora y tras las últimas declaraciones la compañía afirma que comenzará a producir sus primeros chips a 3 nm en este trimestre siendo el primero en llegar en el mundo.

La rampa de producción es otra cosa como tal, ya que como bien sabemos el Tape In y el Tape Out están bien marcados, así que pueden pasar meses hasta entonces. Igualmente, Samsung no solo ofrecerá un nodo más avanzado que Intel y TSMC, puede que menos denso como tal o igualado según lo que se rumorea, pero lo que es seguro es que será más eficiente. Queda por ver si será más rápido con sus nuevos transistores MBCFET.

¿Qué hay de Intel a todo esto? Pues siguen con su política de no aumentar precios, veremos cuánto les dura dados los movimientos de sus rivales y las subidas de los costes mencionadas más arriba. Comentado todo, es de pura lógica que los precios de las tarjetas gráficas y procesadores de NVIDIA y AMD subirán, porque esos márgenes no van a poder ser asumidos por estas empresas por mucho volúmen que pidan a Samsung y TSMC.