Las gráficas dedicadas Intel Xe tendrán tres versiones, desde gaming a supercomputación

Intel ha anunciado que habrá tres micro arquitecturas bajo el abrazo de la familia de productos Intel Xe, entre las que encontraremos dos orientadas al gaming con una de gama media y otra de gama alta, y una tercera que estará orientada a supercomputación.

Ha sido durante la conferencia DevCon que Intel ha realizado el anuncio oficial, con las tres microarquitecturas que conformarán la familia de productos Intel Xe. Técnicamente será la misma micro arquitectura, pero con varias modificaciones que cambian la funcionalidad de las GPUs para orientarlas a uno u otro segmento.

Las tres versiones de Intel Xe

La mayoría de la información que Intel ha proporcionado sobre estas nuevas gráficas dedicadas que están por venir está en línea con lo que ya sabíamos sobre las GPUs Ponte Vecchio de las que ya hablamos hace poco. Intel tiene intención de utilizar Xe Link, basado en los estándar definidos por el consorcio CXL (cuyos miembros incluyen a AMD y NVIDIA) para escalar el rendimiento de sus GPUs a 7 nm. Según Intel, esta arquitectura tendrá «miles de unidades de ejecución«.

Estas unidades de ejecución (Execution Units o EUs) son la base de todas las gráficas de Intel hasta el momento, incluyendo las gráficas integradas Gen9 incluidas en sus procesadores actuales y los Gen11 en sus SoC, pero actualmente, solo llegan a 64 EUs.

Comenzamos con Intel Xe-HP, que parece estar destinado al mercado profesional y centros de datos, mientras que Xe-LP probablemente encajaría en gráficas dedicadas para juegos. Se sospecha que el nombre en clave Intel DG1 se refiere a la Gen12LP, mientras que DG2 es Gen12HP.

Por su parte, Intel Xe-HPC también soportará los tipos de datos INT8, BF16 y FP16 gracias a su motor gráfico «data parallel Matrix Engine», que funcionarían igual que los Tensor Cores de NVIDIA. Esta arquitectura también soportará Memory Fabric que conectará CPU y GPU para que puedan realizar tareas en conjunto y así mejorar el rendimiento gracias a una memoria unificada. A este respecto, Intel está trabajando en un tipo de memoria que han llamado Rambo Cache que funcioará entre los cores de la GPU y la memoria HBM. Para Ponte Vecchio, la tecnología Intel EMIBH será la que conecte los chips HBM, mientras que la Rambo Cache utilizará la tecnología de apilado Intel Foveros.

Así pues tendríamos las siguientes variantes de las gráficas Intel Xe:

  • Xe-LP para super computación.
  • Xe-HP que sería el segmento de la gama media de gráficas dedicadas para escritorio.
  • Xe-HPC que sería la gama alta de GPUs para sobremesa.

Desafortunadamente, no se conocen más datos más allá de lo que ya os hemos contado, así que no podemos deciros más sobre estas próximas gráficas dedicadas de Intel y todo lo demás es pura especulación. Se habla de que las primeras gráficas llegarían en 2020, lo cual es lógico porque Intel planea lanzar su nuevo super ordenador Aurora en 2021.