IBM demanda a GlobalFoundries por sus chips ¿Intel y TSMC están solos?

GlobalFoundries como fundición lleva «fuera de juego» bastantes años, donde ha visto como TSMC, Samsung e Intel le pasan por encima como un rodillo lo hace sobre masa de pizza. Pero ahora un nuevo episodio de este gigante moribundo se escribe y no tiene como otro protagonista a IBM, la cual acaba de demandar a la primera por una cifra multimillonaria alegando una hoja de ruta no completada por parte de la fundición. ¿Cuánto reclama IBM y cuáles han sido los perjuicios en su carrera por los procesadores?

Que IBM no acertó con GlobalFoundries es un claro ejemplo de como perder cuota rápidamente por una mala decisión estratégica, que aunque complicada, no tuvo una reacción rápida por parte de la compañía para salir de la situación en la que se encontraba. Todas las fundiciones están enfrentando problemas en distintos nodos, pero GlobalFoundries se estancó y al parecer incumplió el acuerdo firmado con su cliente/inversor IBM. ¿Qué ocurrió?

Ni 14 nm ni 10 nm, GlobalFoundries no llegó a cumplir con IBM

GlobalFoundries

En octubre de 2014 ambas compañías firmaron un acuerdo donde los azules le cedían la división de microelectrónica a la ya independiente GlobalFoundries, lo que suponía fabricar CPUs, SoCs de consolas para Microsoft, Nintendo y SONY y distintos chips para múltiples clientes, como el gobierno de los EE.UU.

Pero GF no consiguió cumplir las entregas de los procesadores IBM Power yz a 14 nm en su momento y los 10 nm ni siquiera llegaron a estar en fase de producción en volumen como tal. Esto dio en primer lugar un retraso en los Power8 y que IBM tuviese que recurrir a Samsung para no perder comba, o al menos para seguir en el pie de cañón aun con retrasos.

El problema es que estos retrasos e incumplimientos dejaron a la empresa azul sin roadmap fiable para sus inversores en un apartado tan clave como los servidores, por lo que Intel y luego AMD se hicieron con más cuota y relegaron a casi la nada a IBM.

Daños por un valor de 2.5 mil millones de dólares

GlobalFoundries Wafer

Por ello, IBM reclama a GlobalFoundries una cuantía de nada menos que 2.5 mil millones de dólares en la Corte Suprema de Nueva York, donde la pregunta se centra en lo temporal más que en lo económico: ¿por qué ahora tras casi 6 años?

Pues por un tema económico que pocos sabían hasta que el foco se ha puesto en esta demanda. Y es que Mubadala Investment Company como brazo de inversión de Abu Dhabi y propietaria de GF parece que va a presentar una oferta pública este año en el mercado de valores de EE.UU con una OPI de entre 20 mil millones de dólares y 30 mil millones de dólares.

¿Coincidencia en plena escasez de semiconductores a nivel mundial? Complicado de decir y muy fácil malpensar, pero en cualquier caso IBM tuvo que reestructurar todo su roadmap y tuvieron retrasos más que demostrables, por lo que sus procesadores y sistemas System Z tendrán la clave para que puedan recuperar el daño económico, concretamente 1,5 mil millones de dólares por el traspaso de Microelectrónica y los 1 mil millones por vender activos.