Las nuevas CPU gaming de Intel a casi 100º C ¡con un consumo de 255W!

A la hora de comprar un nuevo procesador una de las métricas que más importa es el consumo energético, ya que cosas como la elección de la fuente de alimentación y el sistema de refrigeración depende de ello. Pues bien, las primeras informaciones de los Intel Core Gen 12 empiezan a salir y no son muy alentadoras. Ya que parece que ser que los Alder Lake-S pueden alcanzar un alto consumo y altas temperaturas.

Una de las métricas de rendimiento que tienen los procesadores es la potencia respecto al consumo, la cual se mide a través del rendimiento por vatio. Una arquitectura puede ser mucho más potente que otra a la hora de hacer cálculos y al mismo tiempo ser menos eficiente energéticamente. Históricamente Intel nunca había tenido en cuenta esta métrica hasta mediados de los 2000, con el salto de sus Pentium 4 a Core 2 debido a la imposibilidad de escalar la arquitectura de los primeros a más velocidad. Es por ello que se plantearon una arquitectura base común para portátiles y sobremesa.

Si ya nos vamos a la actualidad, veremos que la Gen 11 de CPUs de Intel está compuesta por dos arquitecturas distintas. Por un lado Tiger Lake en portátiles y por el otro Rocket Lake-S en sobremesa. El consumo de la arquitectura de sobremesa ha sido uno de los temas más candentes en el mundo de las CPU durante los últimos meses y parece ser que volverá a serlo con Alder Lake-S.

Alto consumo y temperatura para los inminentes Alder Lake-S

Alder Lake-S alto consumo temperaturas

De cara a la siguiente generación Intel ha decidido utilizar la misma arquitectura, Alder Lake, tanto en portátiles como en escritorio. Lo cual no significa los mismos chips, desde el momento en que difieren no solo en el socket, sino también en otros elementos como es el consumo y la cantidad de núcleos debido a las necesidades de cada tipo de ordenador. Y según las últimas informaciones, Alder Lake-S no tendría miramientos en cuanto al consumo.

La información nos viene de la mano del Planning manager de la división gaming en Lenovo, quien a través de su cuenta en la red social Weibo y tras haber probado el procesador ha afirmado lo que podéis ver en la imagen de arriba y donde vendría a afirmar que algunos modelos de los Alder Lake-S consumirán cerca de los 250 W como tope de su TDP.

Previamente ya se había filtrado información de que en modo PL2 los Alder Lake-S pueden alcanzar los 255 W, lo cual significa que pese a que en portátiles y sobremesa la arquitectura es común, en estos últimos las próximas CPU subirán al máximo el consumo con tal de obtener el máximo rendimiento de la arquitectura. Por lo visto veremos modelos con un consumo pico 255 W, lo cual afectará a los modelos con una K al final, mientras que los modelos sin ella alcanzarán los 228 W.

¿Cuál es la fuente de esta información?

Alder Lake-S altos consumos temperatura

Los datos se han obtenido de una prueba a través de AIDA64 en combinación con las cifras de consumo y temperatura otorgadas por HWINFO. Hay que tener en cuenta que se trata de una prueba que estresa al procesador a niveles que están dentro del uso convencional, pero que en este caso necesitan hacerlas para saber hasta qué punto puede llegar un procesador en escenarios extremos.

No sabemos qué Alder Lake-S se está midiendo en concreto, ya que solo se muestran 12 hilos de ejecución ejecutándose en la imagen que se ha filtrado del benchmark. No olvidemos que los Alder Lake-S pueden ejecutar hasta 24 hilos de ejecución. Parece ser que solo se ven desplegados la mitad. ¿La información obtenida? Como se puede ver, la temperatura puede alcanzar los 93º C, lo cual es una cifra excesivamente alta y por tanto obligará a comprar un buen bloque de refrigeración líquida para la CPU.

No olvidemos que esto no significa que la CPU se vaya a poner a esos consumos la mayor parte del tiempo, sino de manera esporádica y con cargas de trabajo extremas. El 99% de los usuarios no llegarán a utilizar jamás sus Alder Lake-S bajo estas condiciones de estrés. ¿La conclusión que sacamos de esto? Intel va a continuar la misma filosofía de cara a sus CPU de sobremesa en Alder Lake-S, intentando sacar hasta el último vatio que entregue la fuente de alimentación.