Colorful comienza a fabricar las primeras placas base para AMD con chipset 400

Escrito por Juan Diego de Usera

El fabricante de placas base Colorful acaba de comenzar a fabricar la primera tanda de pruebas de sus nuevas placas base AMD que están equipadas con los chipsets AMD 400 para el socket AM4. Estas nuevas placas darán soporte a todos los procesadores que AMD tendrá en el mercado en el momento de su comercialización.

Hasta el lanzamiento del socket AM4, la verdad es que las pocas placas base que Colorful había lanzado al mercado se habían centrado en la plataforma Intel, sacando algunos modelos bastante interesantes pero que tampoco realmente mucha tracción entre los usuarios. Desde un punto de vista empresarial, nos parece una decisión acertada ya que, para este fabricante, donde realmente está el dinero es en la venta de tarjetas gráficas, que es lo que lleva haciendo, con bastante fortuna, desde la creación de la empresa en 1995.

Y, sin embargo, Colorful también sacó al mercado varias placas base para los chipsets AMD A320, B350 y X370, así que se puede decir que la empresa ya tiene experiencia produciendo placas base para este fabricante de procesadores. De todos modos, no es que Colorful siempre haya destacado por sacar muchos modelos de placas base, ni para la plataforma Intel ni, todavía menos, para la plataforma AMD.

Colorful comenzará la comercialización de las placas base tras el Computex 2017

Con todo y con esto, Colorful acaba de comenzar a fabricar sus primeras placas base para el chipset AMD400 en su fase de pruebas. Durante esta fase, el fabricante detectará posibles fallos en el diseño de estos nuevos modelos, que podrán ser subsanados en el tablero de diseño antes de que llegue el momento de comenzar la fabricación en masa de ellas. Esta fase de prototipos es una que realizan todos los fabricantes de placas base (y de cualquier cosa, en realidad) antes de tener un diseño completamente aprobado que cumpla todos los requisitos esenciales del mercado y del fabricante del chipset y procesador.

Los primeros modelos de estas placas base no los podremos ver hasta después del próximo Computex Taipéi 2018 (a principios de junio de este año), pero con ellos el fabricante dará soporte a todos los procesadores que AMD haya sacado hasta la fecha para la plataforma AM4, es decir, Summit Ridge, Raven Ridge y Pinnacle Ridge según se salgan de fábrica, sin necesidad de tener que realizar ninguna actualización de las BIOS de las nuevas placas base cuando los usuarios reciban la suya propia en sus casas.

Continúa leyendo