La Radeon Vega 8 del Ryzen 3 2200G rinde hasta un 20% más con overclock

Los chicos de la web WCCFTech han comprado una de las nuevas APU AMD Ryzen 3 2200G le han hecho overclock a la tarjeta gráfica. Han conseguido unos resultados de lo más esperanzadores para estos nuevos procesadores y su capacidad para poder jugar a cualquier juego moderno a resolución Full HD y, encima, con un nivel de detalle medio.

La semana pasada, pudimos comprobar que los nuevos procesadores AMD Ryzen con el núcleo Raven Ridge podían emplearse para jugar a muchos juegos modernos con un excelente resultado cuando se hace a resoluciones Full HD. Sí, era obvio que los juegos on line de los eSports los podrían mover con cierta facilidad. Lo que era realmente complicado era poder mover juegos tan importantes como el GTA V y similares tan solo con la tarjeta gráfica integrada.

Como todo procesador de AMD es susceptible de ser clockeado, así mismo las nuevas tarjetas gráficas integradas Radeon Vega también lo son. Y eso es lo que han conseguido los chicos de WCCFTech cuando le han realizado overclock a la Radeon Vega 8 que tiene su AMD Ryzen 3 2200G. De hecho, han conseguido aumentar las frecuencias de la tarjeta gráfica hasta los 1.600 MHz (desde los 1.100 de base que tiene este modelo) y le han asignado 2 GB de memoria. La comparación la han hecho con un AMD A12 9800. También han ejecutado doce juegos diferentes, más Cinebench R15 y Fire Strike del 3DMark como Bennhmarks

Con overclock, el Ryzen 3 2200G es capaz de poder jugar a muchos juegos importantes actuales

Está claro que el overclock a la tarjeta gráfica integrada del procesador Ryzen 3 2200G lo convierte en una bestia completamente distinta, permitiendo que muchos juegos que antes no eran capaces de llegar hasta los 30 fps los acaben superando de manera bastante holgada. Sí, es verdad que para ciertos juegos, incluso con el overclock no hay manera y la tarjeta gráfica simpelmente no puede con ellos, con lo que sus usuarios deberían de bajar un poco la resolución para poder jugar con ellos.

Pero luego hay otros juegos que con el overclock ganan el suficiente rendimiento para que pasen a ser jugables. Y estamos hablando de jugar a resolución Full HD con el nivel de detalle medio, no con un nivel de detalle bajo, que era lo que hasta ahora se esperaba de este tipo de procesador con tarjeta gráfica integrada. O lo que es lo mismo, con el nuevo AMD Ryzen 3 2200G podremos tener un procesador para jugar perfectamente por tan solo 99 €.