ADATA patenta un nuevo sistema de refrigeración para la memoria RAM

Escrito por Juan Diego de Usera

El fabricante ADATA acaba de presentar unos nuevos módulos de memoria RAM pertenecientes a su subsidiaria XPG. Todo normal hasta ahí, si no fuera porque estos nuevos módulos de memoria emplean un sistema de refrigeración para la memoria RAM denominado “Jellyfish Project” que puede resultar revolucionario si sale a delante. Por el momento, la tecnología ya ha sido patentada.

La refrigeración para la memoria RAM ha pasado por muchas etapas. Inicialmente, se dejaban los módulos completamente al aire dado que no desprendían demasiado calor. Luego, se les empezaron a poner disipadores de aluminio, primero por razones estéticas para, algo más tarde y con el advenimiento del overclock de la RAM, ésta comenzara realmente a necesitar estos disipadores de calor.

También ha habido varios intentos de varios fabricantes de comercializar bloques de agua para las memorias, pero esos intentos han pasado bastante desapercibidos. Especialmente desde que los fabricantes de RAM han optado por pegar los disipadores de aluminio a los chips de memoria, haciendo casi imposibles de despegar sin dañar el chip de RAM o incluso el propio PCB del módulo de memoria.

Y cuando parecía que ya todo estaba inventado a este respecto y seguiríamos lastrados por los altos, inconvenientes y absurdos disipadores de aluminio, ADATA me demuestra que estaba equivocado con el Project Jellyfish.

¿Qué es el Project Jelllyfish?

A parte de que el nombre no me parece muy acertado (llamarlo Proyecto Medusa me parece, francamente, surrealista), la tecnología que ha patentado y ha presentado ADATA consiste en encerrar todo el módulo de meoria RAM (excepto los contactos de la parte inferior, obviamente) en un recipiente donde hay un líquido simialr al 3M Novec / Fluorinert que es dieléctrico. Este fluido tiene como característica principal que, con el calor, cambian de estado a gas. Y en el proceso de cambio de fase, son capaces de absorber muchísimo calor.

Vale. Sí. Ya sé que todos los líquidos cuando cambian de fase a gas absorben calor. Esa es, al fin y al cabo, la manera en que se produce la evaporación. Pero por lo visto, el líquido de 3M es capaz de absorber mucho más calor del que se podía prever en un primer momento.

Un problema del prototipo que ADATA estaba mostrando es que por el momento no toda la cavidad donde se aloja el líquido puede llenarse por completo con el líquido, así que cuando  se pone en vertical (que es como la gran mayoría de nosotros tiene el ordenador), siempre quedan un par de chips de la RAM que no tocan el líquido.

De todas formas, hablamos de una tecnología que está dando sus primeros pasos y todavía le queda mucho que refinar.

Continúa leyendo