Así funciona la tecnología ICX de EVGA para gestión de temperatura

Escrito por Rodrigo Alonso

Tras el caso de problemas de temperatura en gráficas NVIDIA Serie 10 de EVGA, el ensamblador no solo afrontó éstos de manera ejemplar para con los usuarios haciéndose cargo de todo, sino que además se han puesto las pilas para que esto no se vuelva a repetir. La tecnología EVGA ICX ya está disponible en muchas de las gráficas del fabricante, y a continuación os contamos en qué consiste, cómo funciona y en qué afecta a las gráficas del fabricante.

En términos de hardware, la tecnología ICX incorpora un total de nueve sensores térmicos en el PCB, colocados estratégicamente para poder tener monitorizado y controlado el estado de los componentes clave de la gráfica. Además, se han incluido LEDs indicadores de estado para que con solo ver la tarjeta gráfica podamos saber si está o no teniendo problemas de temperatura en algún componente.

Gracias a una monitorización más al detalle, EVGA ha configurado el perfil de ventilador y la disposición de su disipador de manera distinta, logrando bajar algunos grados la temperatura de componentes clave sin tener que perjudicar al sistema en términos de ruido. A continuación un ejemplo.

El fabricante también ha actualizado el software de monitorización y Overclocking EVGA Precision XOC, que ahora es capaz de mostrar con precisión los nueve nuevos sensores.

Hablando de perfil de ventilador, EVGA lo ha modificado para que, en lugar de que ambos ventiladores giren de manera sincronizada, lo hagan a diferentes velocidades para generar turbulencias controladas de aire que ayuden a disipar el calor más eficientemente, reduciendo a su vez el ruido generado.

Así mismo, la incorporación de un sistema LED de indicadores mantendrá al usuario informado en todo momento del estado de los componentes clave de manera visual y sin necesidad de software. Éstos LED se pueden configurar tanto en color como en márgenes de temperatura desde el sofware, eso sí.

Por supuesto, EVGA también ha mejorado la forma del disipador y cómo se acopla éste a la gráfica para asegurar que proporciona la mejor eficiencia. Presumen de tener el sistema de refrigeración más avanzado del mercado, y no es decir poco, pero con lo que os estamos contando en éste artículo tienen motivos para presumir, desde luego.

Al igual que el diseño y la posición del disipador, también han cambiado la forma y tamaño de los bloques de aletas de aluminio para asegurar la mejor refrigeración.

Como punto final, hay que destacar la inclusión de un fusible de seguridad que añade una última capa de protección a la gráfica. Si hay problemas de corriente, se fundirá el fusible -que se puede cambiar por uno nuevo- y no se estropeará la tarjeta gráfica.

¿Qué os parece ésta nueva tecnología ICX de EVGA?

Diapositivas vía | VideoCardZ.

Continúa leyendo
  • Ariel Mansur

    Cuando las papas “queman” cualquiera se moja eh? se sacaron 1000 conejos de la galera jajajaja.