Memoria LPDDR4X, ¿cuáles son sus novedades y por qué no podemos usarla en PC?

La llegada de la LPDDR4X es tan esperada como la tecnología 5G, ya que ambas suponen un salto cualitativo de prestaciones en sus respectivos apartados. Pero muchos usuarios no llegan a comprender que va a representar realmente el cambio entre la ya veterana LPDDR4 y la nueva LPDDR4X. Por ello, es conveniente tratar el tema en profundidad, aunque sea no demasiado extenso, ya que a partir de ahora vamos a vivir un cambio de transición con esta memoria hasta que llegue la LPDDR5.

LPDDR4 llegó dos años después de que lo hiciese con éxito su predecesora LPDDR3 y hasta ahora ha sido la transición más corta en cuanto a tiempo para una memoria dentro de los estándares del JEDEC.

Las mejoras que supusieron LPDDR4 fueron muy grandes en cuanto a rendimiento se refiere, pero dejó un sin sabor bastante grande en cuanto a la reducción del consumo, ya que apenas hubo variabilidad en este. Por lo tanto, los dispositivos que se hicieron con este tipo de memoria no vieron como la autonomía se incrementase como tal, lo que en equipos móviles es crucial en los tiempos que corren.

LPDDR4X: el paso definitivo para una memoria de nueva generación

Samsung-RAM-LPDDR4X

Un salto cualitativo de rendimiento no puede justificar a los ojos de los ingenieros y empresas la adopción de dicho estándar como una victoria para sus productos. Por lo tanto, LPDDR4 no fue un paso que muchos quisieran dar en todas sus gamas de productos y se reservó para la gama alta en exclusiva.

LPDDR4X llega para ser la memoria que no pudo ser LPDDR4 y ofrecerá más características que esta:

  • Hasta 12 GB por package.
  • Aumento de rendimiento de +15%.
  • Consumo de energía reducido en un -17%.
  • Velocidad de hasta 4266 Mbps.
  • Capacidades extendidas.
  • Aumento de la temperatura máxima hasta los 85 ºC.
  • Reducción de costes.

Como vemos, todo son ventajas frente a LPDDR4, donde además dependiendo del fabricante estos datos podrían variar, ya que sus diferentes procesos litográficos marcan mucho la diferencia en este aspecto.

La gestión de energía y su reducción en el consumo son vitales

lpddr4x

LPDDR4X llegará para dar vida a dispositivos móviles, los cuales necesitan de una mayor autonomía por sus baterías. En PC este tipo de memoria sería totalmente inútil por el poco ancho de banda que ofrece en comparación con los sistemas actuales, donde además no necesitamos una mejora del consumo tan drástica como la que ofrece este tipo de memoria y en la industria tampoco encaja como tal, puesto que va soldada a la placa.

Las mejoras por tanto se centran en dos aspectos fundamentales, energía activa y energía de reserva, las cuales están ligadas al voltaje de entrada y salida.

La energía activa o potencia activa es aquella que se genera cuando el dispositivo rinde al 100%, y es la más determinante cuando se usa, ya que drena la batería de forma mucho más rápida y abrupta. Por lo tanto, provocará que la temperatura de la misma suba y se deteriore más rápidamente.

Una reducción del consumo en esta entrega de energía ayuda a prologar la vida útil de una batería, como la de un smartphone, por lo que la ventaja no solo queda en las especificaciones.

La energía de espera es aquella que consume la memoria cuando el dispositivo está en stand by, es decir, en reposo. Esta es importante puesto que la mayoría de dispositivos están apagados casi todo el tiempo. Para conseguir ambas reducciones en el consumo, JEDEC introdujo una mejora crucial: reducir drásticamente el consumo de la LPDDR4X.

Casi un 50% menos de voltaje a misma velocidad

LPDDR4X-Roadmap

Aunque las especificaciones son abiertas para los fabricantes, JEDEC asegura que a misma velocidad su estándar es capaz de conseguir una reducción de casi el 50% del voltaje de referencia. LPDDR4 funcionaba de media a un voltaje de 1,12V, mientras que LPDDR4X lo hará a 0,61V.

Esto, entre otras características y especificaciones, hace que ambos tipos de memoria no sean compatibles, por lo que los fabricantes tendrán que ajustar sus diseños para poder instalar estos nuevos módulos de memoria. Así que a la hora de leer unas especificaciones estos tendrán que especificar que tipo de LPDDR están usando, ya que como hemos visto las diferencias en especificaciones son más que notables.

Por si fuese poco, gigantes como Samsung anuncian que podrían elevar el rendimiento de dichas memorias bajo su nuevo proceso de fabricación a 10 nm y elevar el voltaje hasta los 1,8V y 125 ºC en su temperatura máxima. Lo que no han especificado es la velocidad que conseguirían con esos parámetros, pero es más que probable que se acerquen a los 5000 Mbps que logra la nueva LPDDR5, aun en pruebas.