Problemas en los chips: corte eléctrico golpea las FAB en Taiwán

Justo cuando parecía que estábamos empezando a sacar la cabeza de esta crisis de chips, justo cuando el nivel de entrega estaba aumentando y todo se estaba estabilizando llega Taiwán y crea el caos. Según informan medios taiwaneses el país se ha visto envuelto en un problema eléctrico que ha causado parones en las fábricas y debido a esto se han creado daños que están siendo evaluados.

Es fácil entrar en la conspiración con estos temas, puesto que parecen hechos a medida y a propósito para desestabilizar o reorganizar escenarios a nivel mundial. La realidad suele ser más simple que eso y en este caso lo es, pero no por ello es menos dramática. El corte de luz que ha sufrido esta mañana Taiwán ha dejado sin energía a 5,49 millones de hogares y ha parado media industria. ¿Cuáles son sus efectos en los chips?

90 minutos de incertidumbre y pérdidas sin cuantificar

corte-eléctrico-Taiwán

Una central eléctrica en Taiwán ha tenido problemas de funcionamiento que ha dejado la red eléctrica del país desde el norte, centro hasta el sur con un panorama desalentador: fábricas con problemas de suministro de generadores y paradas de producción de los sistemas robóticos de alta tecnología.

Es cierto que la energía volvió al 70% de las FAB y los hogares en menos de una hora, pero el resto ha tenido que ir poco a poco hasta que 90 minutos después Taiwán ha podido volver a la normalidad. Ese tiempo es una eternidad en una FAB de chips de alto rendimiento, donde se pueden perder más de 350 obleas y una media de entre 10 a 15 mil chips fácilmente a poco que tengan un volumen medio.

Por suerte, muchas empresas tienen generadores auxiliares que han entrado en funcionamiento para abastecer de energía a las FAB. El problema lógicamente es que 90 minutos son demasiados como para tener infraestructuras de un tamaño gigantesco funcionando sin pérdidas.

Primeras evaluaciones del corte eléctrico en Taiwán

Fabrica TSMC N7 N4P N5 N4 N3

Los primeros detalles sobre lo acontecido intentan calmar a los inversores y clientes, así que muchas empresas están dando informes preliminares sobre los problemas que han tenido por este corte energético.

TSMC es la principal compañía en volumen de chips, la cual ha dicho que no se ha enfrentado a una interrupción como tal en la planta de UMC, pero en algunas de las otras plantas la caída duró de 400 a 1000 ms. Este tiempo tan irrisorio para el común de los mortales es crucial para la creación de los chips y las obleas, puesto que supone una mala grabación de los mismos porque el láser no ha impactado con el silicio para el grabado.

De hecho, TSMC informa de que algunos equipos se vieron reiniciados por este corte tan súmamente rápido, así que todavía están en proceso de evaluar el impacto real que les ha supuesto el corte eléctrico.

Los fabricantes de chips de memoria RAM como Nanya y Winbond no informan de impacto en la fabricación de momento, aunque están evaluando si los chips han sido fabricados correctamente. Yageo Kaohsiung que fabrica componentes pasivos de la industria tuvo que hacer uso de los generadores de energía de respaldo y de momento no ha visto problemas en la fabricación de sus componentes.

Este corte de energía ha tenido un impacto negativo hasta en las finanzas, donde muchos valores de las empresas de los semiconductores han caído casi un 1%, lo cual habla de la gravedad del problema. Tendremos que esperar a que los informes terminen de evaluar si es tan grave como se dice o por el contrario los respaldos de energía han paliado el golpe.