¿Quieres un SSD de Samsung para tu PC? Tendrás que pagar más

¿Quieres un SSD de Samsung para tu PC? Tendrás que pagar más

Josep Roca

El precio de todo producto viene definido por dos parámetros: escasez y utilidad. En el caso del hardware informático la enorme demanda por los SSD NVMe está aumentando progresivamente al convertirse en una pieza indispensable a día de hoy. Es por ello que Samsung subirá el precio de sus SSD, pero, ¿se trata de una decisión arbitraría o hay algo más detrás de ello?

En el mundo de las grandes fundiciones que crear enormes cantidades de chips a gran escala se puede decir que en cuanto a memoria Samsung es la reina, mientras que TSMC e Intel se especializan más en lógica y, por tanto, en CPU y GPU. La multinacional surcoreana no es el único fabricante de RAM y NAND Flash en una gran cantidad de variaciones distintas, sin embargo, su fuerza por encima de las demás es innegable.

Una prueba la tenemos en un SSD NVMe, donde se trata de un negocio de integración vertical para ellos donde todos los componentes se diseñan y fabrican internamente. Mientras que otros proveedores tienen que comprar los diferentes elementos a terceros. Bajo esta premisa lo lógico sería esperar que entrasen en una competencia de desgaste por precios, pero Samsung va a hacer lo contrario.

¿Por qué Samsung subirá el precio de sus SSD?

SSD Samsung

El motivo detrás de ello tiene que ver con los problemas que están teniendo en Xi’an y de los que os hablamos hace unos días. Dichas fábricas de chips han sido cerradas temporalmente por las autoridades locales y se encargan de fabricar el 40% de las memorias NAND Flash utilizadas en los SSD NVMe, lo que supone el 7% de la cantidad de esta memoria que se fabrica a escala mundial. En la actualidad la fábrica de Xi’an se encarga de fabricar las V-NAND de 136 capas usadas en los 980 Pro, así como las versiones de 176 capas que veremos en unos meses con interfaces PCIe Gen 4 y Gen 5.

Cuando la cadena de producción se para por completo hay una serie de costes que siguen funcionando, como son los salarios de los trabajadores, el coste de mantenimiento mínimo de la misma y el pago de las instalaciones y maquinaría. Técnicamente, es como si Samsung de repente se encontrará que le saliesen bien solo el 60% de los chips en vez del 100%. Por lo que al final la única solución para la empresa es cargar esos costes sobre los productos que se lanzan al mercado.

¿Cuánto tendremos que pagar de más?

Si estás interesado en un SSD NVMe o SATA de Samsung y es una pieza indispensable, entonces nuestro consejo es que no te lo pienses mucho. Obviamente, no pueden aumentar los precios una barbaridad por el hecho que esto les sería perjudicial en cuanto a cuota de mercado, sin embargo, desconocemos por el momento hasta qué punto Samsung subirá el precio de sus SSD.

No olvidemos que las memorias NAND Flash tienen una gran cantidad de fabricantes, pero Samsung es la que tiene la mayor cuota de mercado. Por lo que el plan de aumento de precios puede tener un efecto contagio en el resto de fabricantes del sector que a nosotros como usuarios puede llegar a afectar nuestro bolsillo.

Fuente > Digitimes

¡Sé el primero en comentar!