NVIDIA añade RayTracing a las GTX Pascal y 1660 en los drivers 425.31: así afecta al rendimiento

Escrito por Juan Diego de Usera

NVIDIA acaba de publicar sus nuevos drivers GeForce 425.31, en los que habilita, por primera vez, el soporte para la tecnología de ray tracing para ser empleada en tarjetas gráficas que no lleven hardware dedicado para ello, como sí lo hacen las gráficas de la serie RTX. Y para que los usuarios puedan comprobar el rendimiento de sus gráficas GTX con esta tecnología, también han publicado tres demos para estos modelos de gráficas.

Los nuevos drivers NVIDIA GeForce 425.31 son los primeros que van a dar soporte para el nuevo juego Anno 1800, como drivers Game Ready que son. Esto significa que el fabricante se ha esmerado especialmente para que los usuarios de sus tarjetas gráficas tengan la mejor experiencia de juego con este nuevo título.

Aunque, lo que probablemente sea más importante de estos nuevos drivers de NVIDIA sea el hecho que habilitan las tecnologías DirectX Raytracing (DXR) en las tarjetas gráficas de la gama GTX. Aunque no en todas, por desgracia. Para poder utilizar esta tecnología, nuestra tarjeta gráfica deberá de ser al menos una NVIDIA GeForce GTX 1060 o una GTX 1660. Esto es así porque, si bien algunos efectos como Iluminación global por RT u oclusión ambiental suelen generar una carga de trabajo enorme para la tarjeta gráfica, otros efectos como como simples reflexiones, no generan tanta carga de trabajo para la GPU y se pueden representar en tarjetas que carecen de hardware dedicado, como son los núcleos RT.

NVIDIA también ha proporcionado algunos valores del rendimiento que se puede obtener empleando el DXR con estos nuevos drivers 425.31. Aunque las cifras que muestran son empleando el juego Battlefield V, a una resolución de 2560 x 1440 píxeles y con todo el nivel de detalle subido al máximo, así que se serían como un “peor caso” para estos drivers y tarjetas gráficas.

Problemas solucionados con los nuevos drivers de NVIDIA

  • Ahora ya no aparecen artefactos cuando se emplean aplicaciones de Adobe y se tiene el SLI habilitado.
  • Arreglados los cierres aleatorios que existían en el juego ARK Survival Evolved cuando se empleaba con él una tarjeta gráfica GeForce RTX 20.
  • El juego Tom Clancy’s Ghost Recon Wildlands ya no se cierra cuando se accede al menú de inventario.
  • En el juego The Witcher 3 ya no se producen errores de tipo BSOD con un error de tipo “Bad Pool” de manera aleatoria.
  • Ya no aparecen artefactos con el juego The Evil Within 2 cuando el filtrado de texturas se cambia a calidad alta en el panel de control de NVIDIA.
  • Se ha arreglado los problemas de gráficos corruptos que aquejaban a los portátiles ASUS ROG Strix GL702VS.
  • También se han arreglado los problemas de “Out of Memory” en el juego GTA V cuando se tiene una configuración de monitores con tecnología NVIDIA Stereo y se lanza el juego.

Problemas que todavía no se han solucionado

  • Con estos nuevos drivers de NVIDIA, cuando se emplea una tarjeta gráfica con núcleo Pascal y monitores en modo Surround, el G-SYNC no se activa cuando se emplea una resolución Surround.
  • En el juego Shadow of the Tomb Raider, cuando se invoca el Ansel dentro del juego, esto puede hacer que el juego se ralentice bastante e incluso llegue a cerrarse.
  • Puede ocurrir un parpadeo de la pantalla aleatorio en algunos ordenadores con varios monitores conectados de manera simultánea.
  • El escritorio del monitor principal de un ordenador con varios monitores puede parpadear cuando se está reproduciendo un vídeo en el monitor secundario.

Como hemos comentado al principio de este artículo, NVIDIA también ha lanzado tres nuevas demos, las cuales se llaman Star Wars Reflections, Justice y Atomic Hart. Estas demos serán accesibles a través de la web de NVIDIA dedicada a la tecnología DXR.

Podéis descargar el nuevo driver NVIDIA GeForce 425.31 desde su página web. Y, por supuesto, os recomendamos que, antes de instalar el driver de NVIDIA, desinstaléis el actual y limpiéis el registro de vuestro equipo con un programa como Display Driver Uninstaller, que se asegurará que no queden restos de este driver que puedan generar conflictos con los nuevos.

Fuente > NVIDIA

Continúa leyendo