Intel planea lanzar una tercera línea de procesadores a 14 nm

Escrito por Rodrigo Alonso
Procesadores
1

Intel tiene unos planes a muy largo plazo para sus nuevos procesadores fabricados a 14 nanómetros. Según las diapositivas que se han filtrado recientemente, después de la generación Skylake veremos una tercera línea de procesadores Intel Core i basados en esta litografía, de nombre Intel Kaby Lake.

Lograr desarrollar una nueva litografía más pequeña tiene unos costes enormes, y por lo tanto no es de extrañar que Intel quiera aprovechar al máximo esta litografía a 14 nanómetros que ha logrado desarrollar y lanzar bajo la arquitectura Broadwell. Es bien sabido que el año que viene la compañía lanzará Skylake bajo estos mismos 14 nanómetros, pero lo que no sabíamos hasta ahora eran los planes de Intel después de eso (sí que era evidente que tratarían de ir a por los 10 nanómetros, ahora lo explicamos más en profundidad).

27151_1_intel_rejects_the_idea_that_they_are_going_bga_only_full_2Los 10 nanómetros son el próximo objetivo

Está claro que el próximo objetivo del equipo de I+D de Intel serán los 10 nanómetros (que por cierto ya tienen nombre, se llamarán Intel Cannonlake). No obstante, si ya han tenido problemas en materia de refrigeración para los 14 nanómetros éstos se multiplicarán cuando logren alcanzar los 10 nm. Es lógico, puesto que una litografía más pequeña implica una menor superficie de disipación de calor, un problema que va a haber que atajar de raíz en algún momento.

Para “hacer tiempo” hasta que Intel pueda desarrollar y solventar lo que os hemos comentado en el párrafo anterior, es posible que ésta próxima generación Kaby Lake a 14 nanómetros retrase el lanzamiento de procesadores a 10 nanómetros.

Kaby Lake, a 14 nanómetros y después de Skylake

Según las diapositivas filtradas por Benchlife, Intel ya tiene en mente Kaby Lake que vendrá después de Skylake y que todavía tendrá un proceso de fabricación a 14 nanómetros. Será una generación bastante parecida a Skylake, con las series Y y U para portátiles con procesadores de dos núcleos y TDPs de entre 4.5 y 18 vatios, la serie H de 45W de TDP que alcanzarán hasta un modelo de cuatro núcleos, y en cuanto a procesadores de escritorio, la generación Kaby Lake utilizará el socket Intel LGA1151 y tendrá procesadores de 35, 65 y 91 vatios. El modelo de más alta gama será obviamente un procesador “K” con multiplicador desbloqueado.

 

Continúa leyendo
  • Andres Villalba

    Mientras yo me quedare con
    mi 4770k unas dos o 3 generaciones más, a la espera de que las DDR4 estén más
    baratas y los 14nm bien afinados