Asus «doma» el chip Grenada gracias a su disipador STRIX

Asus «doma» el chip Grenada gracias a su disipador STRIX

Rodrigo Alonso

El chip «Grenada» de AMD, que como sabéis es una versión refinada del anterior «Hawaii» y que a partir de ahora AMD utilizará en sus nuevas Radeon R9 390 y R9 390X, es famoso por ser uno de los más «calentitos» del mercado, y prueba de ello son los problemas de temperatura sufridos en las anteriores Radeon R9 290X. Para «domar» este chip, Asus ha presentado sus nuevas Radeon R9 390 y R9 390 STRIX, con un disipador capaz de soportar la tecnología 0 dBA Idle que permite que los ventiladores se apaguen cuando la gráfica está en reposo para así disfrutar de un silencio total.

Las Radeon R9 390 y R9 390X STRIX de Asus incorporan el disipador que tan buenos resultados le ha dado a Asus hasta ahora, el modelo STRIX basado en el diseño DirectCU 3 de la marca. Es tan eficaz en su trabajo, que incluso con los chips Grenada que como bien sabéis tienen establecida la temperatura de funcionamiento en hasta 95ºC por AMD es capaz de apagar los ventiladores completamente y mantener la gráfica a una buena temperatura cuando no se le está sometiendo a carga. Según Asus es la Radeon R9 390 series más silenciosa que se puede comprar en este momento.

El disipador STRIX DirectCU 3 de Asus utilizado en estas gráficas con chip Grenada es el mismo que la compañía utiliza para refrigerar la GTX 980 Ti de NVIDIA y que ya pudimos ver en el Computex. Cuenta con un enorme disipador de láminas de aluminio con cuatro heatpipes de nada más y nada menos que 10 mm de diámetro, y refrigerado a su vez por tres ventiladores de 10 centímetros de diámetro. La base hace contacto directo con la GPU y los heatpipes (a través de extensiones) con los VRM de 8 fases de la gráfica, y a través de otras extensiones y un enorme backplate que cubre toda la parte trasera de la gráfica, con los 16 chips de memoria RAM GDDR5 (8 GB de RAM), asegurando así una refrigeración total en todos los componentes.

La Asus Radeon R9 390 STRIX ofrece un Overclock de fábrica que eleva la velocidad de funcionamiento del núcleo a 1.050 Mhz (frente a los 1.000 Mhz de base), mientras que la Asus Radeon R9 390X STRIX lo eleva a 1.070 Mhz (1.050 Mhz la de referencia). La memoria permanece a los mismos 6 Ghz efectivos que el modelo de referencia.

Asus no ha desvelado ni la fecha de lanzamiento ni el precio de estas dos nuevas gráficas.