¿Sabes si tu disco duro tiene NCQ? Deberías, porque es muy importante

¿Sabes si tu disco duro tiene NCQ? Deberías, porque es muy importante

Juan Diego de Usera

NCQ son las siglas de Native Command Queuing. Esta es una tecnología llegó a nuestros discos duros con la aparición de los primeros modelos que usaban el bus SATA. Como tecnología, la implementación del Native Command Queuing supuso un salto de rendimiento bastante aparente en las unidades de almacenamiento, al igual que otra serie de ventajas para las unidades de almacenamiento internas. En este artículo vamos a explicar en qué consiste el NCQ, así como las ventajas que han supuesto para los usuarios de PC.

Los antiguos discos duros PATA empelaban una tecnología similar al Native Command Queuing, denominada TCQ (Tagged Command Queuing). Sin embargo, la manera en la que interactuaba esta tecnología con el sistema operativo del PC nunca fue muy eficiente. Especialmente, por verse constreñida al uso de protocolos pertenecientes al antiguo bus ISA de las placas base, lo cual generaba un incremento en el uso del procesador bastante elevado.

La tecnología de Native Command Queuing permite que el controlador del disco duro, admita varias órdenes de búsqueda de datos sobre los platos internos del disco duro, y para procesar estas búsquedas simultáneas, el cabezal de la unidad puede buscar los datos de manera aleatoria. No secuencial, como se había estado haciendo previamente en los sistemas operativos.

Esto significa que el controlador del disco puede reordenar las órdenes de la cola, de una manera más eficiente, como se puede ver en la anterior gráfica.

Ventajas que aporta el empleo del NCQ en los discos duros

La primera ventaja que aporta el uso del NCQ en un disco duro, es un incremento de la rapidez de respuesta del mismo. Especialmente, cuando se le dan varias órdenes de búsqueda de datos, de manera simultánea. Al no tener que buscar estos datos según se los hemos pedido, sino según están situados sobre la superficie del disco. Estos pueden ser encontrados mucho más rápidamente. Lo cual redunda, como es obvio, en una mayor rapidez del sistema.

En pruebas que se efectuaron cuando se comenzó a utilizar esta tecnología, se estimó que los discos duros incrementaron su rendimiento un 9% frente a las unidades de almacenamiento que carecían de esta tecnología.

Otro aspecto que vio un incremento fue el de la vida útil de las unidades mecánicas. Con la tecnología de Native Command Queuing, los platos del disco duro tienen que girar menos y el cabezal encargado de la búsqueda de los archivos, ha de desplazarse menos sobre los platos. Todo ello hace que el disco duro se desgaste en menor medida cuando está funcionando.

En general, todos los discos duros SATA emplean la tecnología NCQ para mejorar su rendimiento.

Native Command Queuing también se emplea con los dispositivos sólidos

A pesar que nuestros SSD SATA y PCIe son varios órdenes de magnitud más rápidos que los discos duros. También se emplea la tecnología NCQ en estos dispositivos. En ellos, las latencias no se producen a la hora de buscar los datos en las células de memoria. Si no en el host del SSD. Usando NCQ, el host puede optimizar las diferentes búsquedas de datos del dispositivo de almacenamiento sólido. De manera que se incremente el rendimiento de estas búsquedas.

El protocolo NVMe de los SSD PCIe también admite una forma de NCQ, en cuanto a que el propio protocolo es capaz de manejar varias búsquedas de datos de manera simultánea. A diferencia de los HDD tradicionales donde el salto de rendimiento puede ser de notorio a abundante, en un SSD sea SATA o NVMe no representa un aumento de rendimiento secuencial, simplemente en tiempos de acceso a las búsquedas.

Por lo tanto, se puede tener mayor inmediatez de acceso a los datos y reducir la latencia, pero la lectura y escritura será exactamente la misma.