¿Cuándo deberías cambiar la memoria RAM de tu PC?

¿Cuándo deberías cambiar la memoria RAM de tu PC?

Rodrigo Alonso

La memoria RAM es uno de los componentes fundamentales de cualquier PC, y por suerte o por desgracia hay varias creencias sobre ella que te pueden hacer creer que necesitas cambiar de memoria RAM cuando en realidad, la ganancia que vas a obtener al hacerlo es más bien escasa. En este artículo te vamos a contar los motivos por los que sí merecerá la pena que actualices la RAM de tu equipo, así como las razones por las que no merecerá la pena que lo hagas.

La memoria RAM es imprescindible para que el PC funcione, ya que su función principal -a modo de burdo resumen- es hacer de almacenamiento temporal para las operaciones que realiza el procesador, de manera que pueda tener un rápido acceso a éstos cuando los necesite sin tener que recalcular de nuevo. Por este motivo, es importante que la RAM tenga la capacidad adecuada y una velocidad que permita tener un buen rendimiento.

Motivos por los que SÍ deberías cambiar tu memoria RAM

El principal motivo por el que querrías cambiar de memoria RAM es, por supuesto, cuando «saltas» a una nueva arquitectura, es decir, cuando cambias de PC. Si por ejemplo actualmente tienes un PC que utiliza memoria DDR3 y vas a comprar uno nuevo, obviamente éste tendrá que contar con memoria DDR4.

Memoria RAM G.Skill

El segundo motivo por el que querrías cambiar o más bien ampliar tu memoria RAM es por la capacidad. En la actualidad, un equipo con 8 GB de capacidad de memoria tiene más que suficiente para la mayoría de menesteres, incluyendo gaming. Si tienes menos de 8 GB es bastante probable que el equipo se resienta en términos de rendimiento y una ampliación de capacidad estará más que justificada; de hecho, si tienes un PC gaming con 8 GB puede ser una buena idea doblar esa capacidad y ponerte 16 GB ya que muchos juegos ya lo piden para tener un rendimiento óptimo, y es que además vas a notarlo en el desempeño general del sistema.

En la actualidad, tener más de 16 GB de memoria RAM es algo a lo que muy pocos usuarios sacarán provecho, pero tiene sentido en personas que utilizan máquinas virtuales, herramientas de edición (audio, vídeo o imagen) o que utilizan su PC como servidor de algún tipo (por ejemplo, un servidor de Minecraft puede «comerse» fácilmente toda la RAM que quieras asignarle).

Consumo RAM Minecraft

Finalmente, cambiar de memoria RAM para tener un mejor rendimiento en términos de velocidad (frecuencia) es algo bastante relativo. Si tienes un equipo de los primeros que utilizaba memoria RAM DDR4, posiblemente ésta funcione a 2133 o quizá 2400 MHz. Cambiar tu RAM por una de mayor velocidad, como por ejemplo 3200 ó 3600 MHz puede suponer mejorar notablemente el rendimiento, especialmente en juegos, pero dependerá del resto de tu equipo. Comprueba antes de hacerlo si tu placa base lo admite, y cuál es la velocidad nativa de la RAM para tu procesador.

Motivos por los que no merece la pena actualizar la RAM

Pongamos el supuesto de que tienes un PC de hace 4-5 años, por lo que probablemente tengas ya memoria RAM DDR4, no de las velocidades que hay actualmente y que sobrepasan en algunos casos los 4.000 MHz, pero seguramente sí que las tengas de una velocidad de al menos 2666 MHz. Pongamos entonces que tienes 8 GB DDR4 a 2666 MHz, ¿merecerá la pena actualizar a, por ejemplo, 16 GB a 3200 MHz?

Posiblemente no. No ganarás un gran rendimiento con el aumento de velocidad (sí ganarás rendimiento, pero tampoco es que suponga un incremento demasiado notable) ni de capacidad, salvo en los supuestos que hemos puesto en el punto anterior. Por lo tanto, en tu caso no merecería demasiado la pena invertir en la RAM, y quizá quieras emplear ese dinero en otro componente cuya mejoría de rendimiento se note más, como un SSD.

Memoria-RAM-01

Lo mismo sucede si ya tienes un PC relativamente moderno, por ejemplo con 16 GB a 3200 MHz. ¿Merece la pena comprar unas memorias RAM a 4.000 MHz? Definitivamente no, las memorias RAM de alta velocidad tienen unos precios muy elevados todavía y la mejoría de rendimiento no te va a merecer la pena. Vas a mejorar algo el rendimiento sí, pero de nuevo estamos ante la tesitura de que quizá quieras invertir ese dinero en un SSD más rápido o en una mejor tarjeta gráfica, que lo vas a notar más.