Tamaños de memoria: Gigabytes, Terabytes y Petabytes en contexto

En el mundo del hardware es inevitable utilizar magnitudes cuando hablamos de almacenamiento o capacidad. Megabytes, Gigabytes, Terabytes e incluso Petabytes son términos muy comunes que usamos a diario, pero, ¿cuánto tamaño es esto? En este artículo vamos a poner en perspectiva todas estas magnitudes para que puedas hacerte una idea de lo que significan con un contexto concreto.

Es sencillo entender que 500 Gigabytes son más que 100 Gigabytes. Probablemente, también tengas claro que un Terabyte son 1024 Gigabytes, pero si no estás familiarizado con la arquitectura de los ordenadores, estos términos son bastante abstractos. Si bien puedes visualizar fácilmente magnitudes como un metro o un litro, cuando hablamos de un Terabyte o un Petabyte la cosa cambia, ¿verdad?

Para poner esto en perspectiva, vamos a ver los tamaños de almacenamiento que se usan en los ordenadores para ver cómo de grandes son las magnitudes que manejamos a diario y que utilizamos de manera tan cotidiana que no nos damos cuenta de cuán grandes son en realidad.

Bits y Bytes, las unidades más básicas

Un bit es la unidad más pequeña datos que puede almacenar o procesador un ordenador. El motivo de ello es que los chips que los componen almacenan la información en dos valores, que conceptualmente los llamamos 0 y 1 para hacerlo más fácil de entender. El motivo real es que cuando hablamos de un 0 o un 1 hablamos de datos que se almacenan o distribuyen con diferentes voltajes. Esto se hace por el hecho que los cambios de voltaje que podrían cambiar la información y existiendo tal diferencia de voltaje es muy difícil que esta se modifique.

Código binario color

Los bits se pueden unificar en bloques para representar no solo valores alfanuméricos, sino también lo que llamamos opcodes, que son las instrucciones que ejecuta el procesador para realizar sus funciones. En resumen, un sistema binario significa también un sistema en base 2, donde las cifras se codifican utilizando solo dos significantes que son 0 y 1. Por ejemplo, en el sistema binario 10 es 2 en el decimal o 101 en binario es 5 en decimal. Pero no solo podemos almacenar datos de números o booleanos. También podemos codificar valores de instrucciones o incluso caracteres alfanuméricos.

Bytes

Ocho bits juntos se llaman byte, que por llamarlo de una manera entendible, son los «bloques» de almacenamiento. Un byte puede tener 256 posibles valores dependiendo de los bits que contenga, y para que os hagáis una idea, un solo carácter del alfabeto ASCII ocupa un byte.

Bytes Megabytes Kilobytes Gitabytes Terabytes

Debes tener en cuenta que, a partir de aquí y al contrario de lo que la mayoría piensa, las magnitudes no se multiplican por 1024 sino por 1000, ya que kilo significa mil y mega millón.

Kilobytes, megabytes, gigabytes y terabytes en RAM

Los primeros ordenadores personales que aparecieron en el mercado tenían procesadores con un direccionamiento de 16 bits, lo que significa que a la hora de acceder a la memora RAM solo podían acceder a 216 bytes o 65.385. Dado que un kilobyte son 1024 bytes esto hacen 64 KB. Pero, ¿por qué se cuenta de 1024 en 1024 y no de 1000 en 1000? Pues por el hecho que la memoria aumenta en potencias de 2 y 1024 es 210 bytes. A partir de ahí podemos deducir el resto de las diferentes magnitudes de los datos.

Megabytes Gigabytes Kilibytes Terabyte

  • Como ya hemos dicho, un kilobyte son 1024 bytes y, por tanto, 210 bytes.
  • El siguiente nivel es el megabyte, los cuales son 220 bytes o 1024*1024 bytes. Como curiosidad histórica, el 8086 y el 80286 tenían direccionamiento de 20 bits y en consecuencia podían acceder a 1 MB de memoria. Otro chip famoso era el Motorola 68000, que podía acceder hasta a 16 MB de RAM con su direccionamiento de 24 bits.
  • Como habréis adivinado, los gigabytes son 230 bytes o 1024*1024*1024 bytes. A partir del 80386 de Intel, el direccionamiento con la memoria RAM de los PC paso a ser de 32 bits y, por tanto, a soportar hasta 4 GB de RAM.
  • Y para terminar tenemos los terabytes, donde cada uno de ellos es 240 bytes o 1024*1024*1024*1024 bytes. A día de hoy los procesadores tiene direccionamiento de 64 bits, por lo que tardaremos años en tener que actualizar dicho límite. Después del terabyte, está el petabyte y luego el Exabyte. Es decir, tendremos que esperar a tener chips de memoria con un millón de veces la capacidad de los actuales.

Hay que tener en cuenta que cuanto mayor es la información almacenada, mayor es la precisión de la representación de los datos que se quieren representar. Es por ello que también hemos visto una mejora continua en las últimas décadas de la información audiovisual de los juegos. Al mismo tiempo, esto ha provocado la necesidad de tener chips con la capacidad de procesar los datos cada vez más rápido y en el menor tiempo posible.

Kibis y Gibis

Debido a que la definición correcta de prefijos como «giga» es que debería ser un múltiplo de 1000, por simplificar se utiliza aunque en realidad sea 1024. Los prefijos correctos deberían ser «kibi» o «gibi«, pero por estandarización, no se usan y se ha perdido el uso en el tiempo, lo cual dificulta las cosas y se suele usar la B mayúscula para hablar de bytes y la b minúscula para hablar de bits. Lo que lleva a errores en la transliteración.

Megabyte vs Megabit

Esto es importante por el hecho que hay muchas especificaciones que se dan con la b minúscula. Por ejemplo, en la memoria RAM para hablar de la velocidad por bit de transferencia se usan Gbps o Gigabits por segundo, al igual que las conexiones de red donde también se marcan de esta manera. Por lo que si queréis saber los valores reales de megabits, gigabits o incluso terabits solo tenéis que dividir por 8 para tener las especificaciones reales en megabytes, gigabytes y terabytes respectivamente.

En general se usa para especificar velocidades de transferencia. Eso sí, estad atentos por el hecho que muchas veces los anchos de banda se dan con la B mayúscula. Aunque en ese caso los solemos ver en GB/s, más que nada para evitar la confusión visual con los Gbps.

Kilobytes, megabytes, gigabytes y terabytes en almacenamiento

Llamamos almacenamiento a los mecanismos de memoria persistentes y que, por tanto, no pierden la información después de apagar el ordenador. Estos han ido evolucionando con el paso del tiempo.

Las primeras unidades de almacenamiento fueron las unidades de casete, las cuales podían almacenar decenas de Kilobytes de información. Estas fueron sucedidas por los disquetes o discos flexibles que empezaron con cientos de kilobytes y terminaron almacenando más de 1 Megabyte.

El siguiente paso fue la incorporación de los discos duros. Los primeros podían almacenar varios megabytes y han ido creciendo progresivamente hasta el día de hoy, donde tenemos unidades de varios terabytes. En todo esto no podemos olvidar tampoco los sistemas de almacenamiento óptico como son el CD-ROM con sus cientos de megabytes e incluso el DVD y el Blu Ray, estos dos últimos pudiendo almacenar información en términos de gigabytes en su interior. Todo ello sin olvidarnos de los sistemas de almacenamiento de RAM no volátil, como son las tarjetas de memoria SD hasta llegar a los SSD NVMe

Trampas de algunos fabricantes

Algunos fabricantes de discos duros y unidades SSD dan mal sus cifras de almacenamiento, el motivo de ello es que suelen contar las cantidades de información de 1000 en 1000 en vez de 1024 en 1024. Es por ello que cuando veáis unidades de almacenamiento con cifras que no sean potencias de 2 entonces sospechad de que hay una trampa con los números.

2 Comentarios