¿Es el formato FAT32 el más adecuado para tus pen drives?

Cuando compras un nuevo pen drive, SSD o disco duro, por norma general viene sin formato y tendrás que formatearlo y escoger el más adecuado. FAT32 es el formato más extendido y utilizado en unidades extraíbles, a pesar de que NTFS es mucho más moderno así que, ¿qué formato es el más adecuado?

El formato FAT32 es uno de los más antiguos y utilizados, y su creación data de la época de Microsoft Windows 95, cuando sustituyó al anterior FAT16. Hoy en día la mayoría de usuarios utilizamos NTFS como formato para las unidades extraíbles, ya que es mucho más moderno aunque tiene la desventaja de que solo es compatible con sistema operativo Windows, así que, ¿qué formato es el más adecuado?

Formato FAT32, ventajas e inconvenientes

El formato FAT32 es el más antiguo de los que se utiliza en la actualidad, y también es el más compatible ya que prácticamente cualquier dispositivo USB que admita datos lo reconoce sin ningún tipo de problema. No obstante, como es tan antiguo también tiene ciertas limitaciones que lo hacen inviable en la informática moderna, como por ejemplo el hecho de que no admite almacenamiento de archivos de más de 4 GB de espacio.

Un pen drive, SSD o disco duro formateado en FAT32 admite una capacidad máxima por volumen de hasta 8 TB. Esto no significa que si tienes un disco duro de 10 TB no puedas formatearlo en este formato, sino que tendrás que crear varios volúmenes (por ejemplo dos de 5 TB o uno de 8 TB y otro de 2 TB), ya que es el límite de FAT 32.

SSD vs disco duro

Por su parte, el formato NTFS, más extendido hoy en día al ser más moderno, elimina estas limitaciones y permite utilizar tamaños de archivo mucho más grandes, sin restricción, así como volúmenes del tamaño que queramos. La parte mala, como hemos dicho antes, es la compatibilidad ya que este formato es exclusivo para sistemas operativos Windows.

En resumen, deberías utilizar formato FAT32 para pen drives, SSD o discos duros en los que necesites una mayor compatibilidad porque vas a utilizarlos con dispositivos diferentes a un PC, como por ejemplo un pen drive para usarlo con música en el coche o la minicadena, o una tarjeta de memoria SD para una cámara o un dron.

Si por el contrario es una unidad que vas a utilizar exclusivamente con sistema operativo Windows, entonces la recomendación es que utilices formato NTFS, ya que aunque no vas a ganar rendimiento alguno, no tendrás problema para poder albergar archivos de más de 4 GB o crear volúmenes de más de 8 TB.

¿Cómo saber qué formato tiene tu pen drive o disco?

Hay veces en las que cuando compras un dispositivo ya viene con formato de fábrica, o también puede ser que no recuerdes qué formato tiene un dispositivo que ya tenías. Para saber qué formato tiene, debes abrir una ventana de explorador de archivos (WIN + E), pulsar con el botón derecho del ratón sobre la unidad que quieras consultar y seleccionar Propiedades.

Sistema de archivos formato NTFS FAT32

En la ventana que se abre, similar a la que puedes ver en la captura de arriba, puedes ver el formato que tiene bajo «Sistema de archivos». En el caso del ejemplo, podemos ver un SSD con formato NTFS para Windows, pero ahí también nos informará si el dispositivo tiene formato FAT32 o cualquier otro de los disponibles.