Configura una VPN segura en Windows fácilmente con Surfshark

Configura una VPN segura en Windows fácilmente con Surfshark

Redacción

Uno de los motivos por los que muchos usuarios deciden utilizar una red VPN es para proteger su privacidad y poder navegar por Internet sin fronteras. Sin embargo, resulta complicado el encontrar una VPN de confianza, asequible y sencilla de configurar, así que hoy os vamos a hablar de Surfshark, un servicio de VPN que podremos configurar en unos minutos y que nos garantiza una seguridad total.

Lo primero que debemos hacer para configurar Surfshark en Windows es descargar la aplicación desde su página web:

https://surfshark.com/es/download/windows

Una vez descargado el cliente, solo tendremos que hacer doble clic sobre él y seguir el asistente de instalación.

Lo primero de todo, es escoger el idioma de configuración. Surfshark está disponible en español y es el idioma que viene seleccionado por defecto.

Pulsamos sobre Siguiente, y a continuación nos pedirá la ruta donde queremos instalar el programa. Podemos elegir dónde instalarlo o dejar la ruta por defecto.

Tras pulsar sobre el botón de Instalar, el proceso continuará automáticamente.

Una vez instalado, podremos ejecutarlo ya desde el mismo instalador o desde el icono que se habrá creado tanto en el escritorio como en el menú de inicio.

Una vez que tengamos la aplicación abierta, nos pedirá registrarnos o iniciar sesión si ya tenemos una cuenta. Desde aquí mismo podemos pulsar sobre “Crear cuenta” para registrarnos si no lo habríamos hecho con anterioridad.

Una vez que tengamos cuenta, podemos iniciar sesión.

Cuando hayamos iniciado sesión, tan solo tendremos que pulsar sobre el botón de “Conectar” y ya estaremos bajo la VPN de Surfshark.

Cuando estemos conectados, aparecerá el icono en verde y nos dirá “Conexión segura”. Con esto sabremos que ya estamos navegando bajo la VPN.

Por defecto, la aplicación seleccionará siempre la localización más óptima según donde estemos, es decir, de los servidores VPN de Surfshark escogerá el que tenga menos latencia de conexión para nosotros. No obstante, si pulsamos sobre la localización, podremos escoger conectarnos a servidores de otros muchos países según nos interese.

Hay que mencionar que este proveedor ofrece más de 1000 servidores ubicados en 61 países, así que desde luego tendremos dónde elegir.

Listo, ya estaremos conectados en una VPN segura, con la IP enmascarada de tal manera que ni siquiera nuestro proveedor de Internet sabrá que estamos navegando bajo una VPN, y además con el tráfico cifrado bajo un algoritmo AES-256-GCM para garantizar la seguridad de los datos. Como podéis ver no hay proceso de configuración, con instalar el cliente de VPN e iniciar sesión ya estará todo hecho.

Además, este servicio ofrece múltiples características que no ofrece ninguna VPN gratuita, tales como el llamado “Interruptor de corte”, una red de protección para asegurar que los datos sensibles como las descargas P2P no se vean comprometidos, o CleanWeb, una especie de ADBlock propio que asegura que estaremos libres de anuncios y rastreadores.

Y hablando de rastreadores, Surfshark es el único servicio de VPN en la red que garantiza una política sin registros, es decir, que no monitorizan, rastrean ni almacenan ninguna de nuestras actividades en Internet, primando siempre la privacidad del usuario.