El precio de las tarjetas gráficas cae al nivel de hace 15 meses

Como todos los aficionados al hardware sabemos, el precio de las tarjetas gráficas ha estado en alza desde hace ya algún tiempo, siempre motivado por una combinación de escasez (falta de stock y acopio para minería) y especulación. Sin embargo, el precio de estos tan necesarios dispositivos lleva unos meses bajando paulatinamente, y en este momento se encuentra al mismo nivel que teníamos hace 15 meses, en enero de 2021… ¿llegará en algún momento a normalizarse de nuevo? ¿Cuándo llegaremos a ese punto?

El reporte nos llega en esta ocasión de 3DCenter, quienes comenzaron a analizar el precio del mercado de tarjetas gráficas precisamente en enero de 2021; esta historia comenzó a causa del aumento de aranceles en EEUU, la repentina popularidad del teletrabajo a causa de la pandemia, y el aumento de valor de las criptomonedas… un cúmulo de circunstancias que, como sabéis, causó escasez en el mercado, y cuando hay escasez siempre llegan los especuladores para sacar tajada.

El precio de las tarjetas gráficas, ¿se normaliza?

Como decíamos al principio, según la fuente el precio de las tarjetas gráficas sigue bajando y en este momento se ha situado al mismo nivel que teníamos en enero de 2021; de igual manera, indican que la previsión es que el precio se normalice por fin, ya que cada vez hay más stock de tarjetas gráficas y los precios se van desinflando. No obstante, hay que tener en cuenta que su análisis de mercado se centra en tiendas de Alemania y Austria, donde a pesar de ello las gráficas GeForce RTX 30 Series de NVIDIA y Radeon RX 6000 Series de AMD todavía tienen, de media, un precio un 25% superior a lo que deberían tener según el MSRP del fabricante.

Evolución precio tarjetas gráficas

En el gráfico de arriba podéis ver como ejemplo la evolución del precio de las NVIDIA GeForce RTX 30 Series (línea verde) y AMD Radeon RX 6000 Series (línea roja), donde en enero de 2021 el precio ya era un 34% y 42% más elevado de lo que debería. A 27 de marzo de 2022, como podéis ver el precio de ambas marcas se iguala y «solo» está un 25% por encima del precio sugerido por el fabricante.

Además, un dato que se puede ver claramente en la gráfica es que la tendencia en ambas marcas es hacia abajo: desde diciembre del año pasado, donde el precio rondaba un 187/183%, no ha cesado de bajar paulatinamente mes a mes, y ambas líneas han ido hacia abajo desde entonces, marcando la tendencia. Por lo tanto, lo que podemos esperar a partir de ahora (dado que la situación no está cambiando: cada vez hay más stock) es que el precio de las tarjetas gráficas siga bajando hasta llegar a una situación de normalización.

¿Es recomendable esperar para comprar una nueva tarjeta gráfica?

Si estabas atento a la evolución del mercado para encontrar el momento propicio para comprar tu próxima nueva tarjeta gráfica, te preguntarás cuándo llegará el momento en el que podrás hacerlo a un precio razonable (al menos al precio de venta recomendado por el fabricante). Tal y como hemos explicado, se espera que esta situación llegue pronto, aunque lógicamente no podemos saber cuándo.

Instalar tarjeta gráfica

Si la tendencia del mercado sigue como hasta ahora, bajando entre un 20 y un 15% por mes, entonces en un par de meses deberíamos llegar a la situación en la que los precios de venta vuelvan a coincidir con el precio sugerido por el fabricante, y ese sería el momento propicio para comprar una nueva tarjeta gráfica sin tener que pagar de más y, en ese caso, realmente sí que te recomendaríamos esperar para hacerlo.

Sin embargo, como hemos comentado antes el análisis de mercado lo han realizado tomando como referencia tiendas de Alemania y Austria, y la evolución no ha sido la misma en tiendas de España (no obstante, en España tenemos Alternate, tienda alemana que se rige por los precios del país). Tampoco podemos asegurar que en dos meses la situación se haya normalizado de nuevo, pero de lo que no cabe duda es de que al menos estamos recobrando la esperanza de poder comprar la gráfica que queramos y a un precio justo muy pronto.