¿Por qué las NVIDIA RTX 3060 están agotadas? La respuesta no te gustará

Hace casi una semana desde que la GPU más esperada de NVIDIA viese la luz de forma oficial en las tiendas y como tal, los usuarios se lanzaron a la caza de uno de estos modelos. Sin embargo y sabiendo que el precio fijado por la compañía para los modelos básicos que hacen a su vez de Founders Edition es de 329 dólares, lo que llegó a las tiendas es en toda regla una tomadura de pelo. ¿Por qué teniendo precios desorbitados no hay stock de las RTX 3060?

La primera tarjeta gráfica en ser capada para minería ya está entre nosotros y llegó con un paquete de medidas minoritarias para la minería que hacía presagiar que, por fin, sería una GPU que llegaría a los gamers y no a los mineros como tal, pero ¿esto es cierto?

Usuarios rusos revelan que el stock de RTX 3060 ha terminado de nuevo en los mineros

RTX 3060

Muy poco o prácticamente nada le ha durado la alegría a NVIDIA y a sus medidas. Por alguna razón que todavía se desconoce, los mineros son los culpables de que no haya stock de RTX 3060 y, sobre todo, de que los precios estén por casi el doble de su MSRP incluso antes de su salida al mercado.

La historia es simple y a la vez muy problemática: los minoristas y muchos mayoristas no llegan a enviar tarjetas a las tiendas, las venden directamente a mineros a un precio mucho mayor ganando con ello mucho más dinero.

Por ello, los precios que se filtraron días antes de la puesta a la venta eran desorbitados y el anuncio de la disponibilidad en dichos minoristas y mayoristas tenía que ver más con un lavado de cara externo que otra cosa. Desde Rusia se apunta a esta trama bien encauzada por grupos de mineros de todo el mundo, donde el usuario Jan Sheles llegó hasta el final del asunto, siendo uno de los que ha revelado lo que todos sabíamos.

Las tarjetas no llegan a pisar los estantes, todo el stock está vendido antes del lanzamiento

NVIDIA-RTX-3060

Muy poco tiene que preocupar a los mineros el hecho de que NVIDIA haya capado el rendimiento de sus GPUs RTX 3060 para minar Ethereum con una pérdida de casi el 50% del Hash. Y es que lo revelado por Sheles tras varios saltos con DNS externos y en varios minoristas muestra cómo llegó a un acuerdo con varios proveedores incluso antes de la venta oficial de las tarjetas.

El precio que logró acordar fue de 61999 rublos (691 euros), donde a modo de una especie de puja interna se llegó a dicha cifra partiendo de un precio ya de por sí muy elevado: 45999 rublos, 513 euros al cambio.

Por lo tanto y como al parecer algunos ya han logrado saltar las limitaciones de NVIDIA, los usuarios nunca tuvieron opción de comprar ningún modelo existente de estas GPUs, puesto que de nuevo los mineros arrasaron con el stock pagando unos sobreprecios enormes por la fiebre de las criptomonedas.

Los mayoristas y minoristas que recibieron unidades se han llenado los bolsillos a manos llenas (entendemos que no todos, pero …) los usuarios se han vuelto a quedar con cara de pocos amigos, NVIDIA no ha logrado frenar la avalancha y ha mostrado un descontrol total como le ha pasado a AMD y lo peor de todo es que no hay solución fácil y a corto plazo para terminar con el problema.