Así es el primer SSD de alto rendimiento sin DRAM: WD Black SN770

Uno de los puntos fatídicos de casi todos los SSD es el hecho de que cuando su DRAM colapsa en número de peticiones o su búfer se llena el rendimiento del dispositivo cae en picado. Lo que se diseñó como un arma para maximizar la transferencia de archivos y poder jugar con el ancho de banda es una espada de doble filo que WD quiere eliminar. Por ello, hoy lanza el WD Black SN770, el primer SSD de alto rendimiento sin DRAM.

Sin duda la serie WD Black es una de esas que tienen una gran fama por rendimiento y durabilidad, así que tiene sentido que este SSD por la novedad nombrada de excluir la DRAM entre directamente en ella. Además, hay otras pequeñas novedades que son interesantes y ponen de relieve el buen hacer de WD con esta serie de SSD.

WD Black SN770: ¿el camino a seguir?

WD-Black-SN770-2

Es una gran pregunta que es pertinente al momento de ver lo que ha hecho WD con este Black SN770. Y es que prescindir de la DRAM y ofrecer con ello 4 capacidades distintas no es tarea fácil, sobre todo si duplicas el tamaño máximo de la serie anterior.

Y es que para comprender lo que representa esta serie de SSD hay que entender de que partimos del SN750 SE, un disco de estado sólido que se ofrecía como actualización del SN750 normal con el único cambio de ser PCIe 4.0, lo cual no suponía ventaja alguna prestacional, así que fue un movimiento más de marketing que otra cosa.

Ahora sabemos que era el precursor introductorio de este WD Black SN770, donde la marca ha superado la barrera del Terabyte. El SN750 SE no era un SSD de alto rendimiento, aunque sí fue el primero sin DRAM, así que este nuevo modelo es el primero que carece de ella y además es considerado dentro de los mejores en tasa de transferencia e IOPS y por lo tanto debería ser el camino a seguir por los fabricantes, aunque sea ofreciendo rendimientos muy altos sin ser TOP.

Cuatro capacidades distintas y precios competitivos

WD-Black-SN770-3

Las velocidades de cada uno de los SSD están limitadas por la capacidad. Dicho esto se ofrecen cuatro modelos en factor de forma M.2 2280 bajo PCIe 4.0 x4:

  • 250 GB -> 4.000 MB/s de lectura secuencial y 2.000 MB/s de escritura secuencial (240.000 KB IOPS y 470.000 4KB IOPS) por 59,99 dólares.
  • 500 GB -> 5.000 MB/s de lectura secuencial y 4.000 MB/s de escritura secuencial (460.000 4KB IOPS y 800.000 4KB IOPS) por 79,99 dólares.
  • 1 TB -> 5.150 MB/s de lectura secuencial y 4.900 MB/s de escritura secuencial (740.000 4KB IOPS y 800.000 4KB IOPS) por 129,99 dólares.
  • 2 TB -> 5.150 MB/s de lectura secuencial y 4.850 MB/s de escritura secuencial (740.000 4KB IOPS y 800.000 4KB IOPS) por 269,99 dólares.

Como vemos, la versión de 1 TB es por 50 MB/s más rápida en escritura secuencial que la de 2 TB, algo realmente insignificante que es paliado por el doble de capacidad. WD sin embargo asegura que estos nuevos Black SN770 son un 20% más eficientes desde el punto de vista energético que su predecesor, lo cual entendemos que influye lógicamente en la temperatura final de cada modelo para bien.

El lanzamiento se produjo en la tarde ayer en los precios anunciados justo arriba y ya se pueden adquirir directamente desde su web.

Fuente > WD

1 Comentario