NVIDIA empieza 2019 mejorando sus ventas y se dispara en bolsa

Escrito por Juan Diego de Usera

NVIDIA acaba de presentar sus resultados financieros del primer trimestre del año fiscal 2020, en los que la compañía ha conseguido unos resultados mejores de los que los inversores esperaban encontrar. La compañía ha conseguido ganar más dinero y ha tenido un beneficio por acción bastante superior al que originalmente se esperaba de ella. Con esto, se vuelve a confirmar la tendencia ascendente de la marca, que no estuvo presente en sus pasados resultados financieros.

Que NVIDIA ha vuelto a crecer, después del resultado bastante mejorable que obtuvo durante el pasado trimestre, el 4º trimestre del año fiscal 2019, es una realidad cuando se analizan los números. Así, la compañía tuvo unos ingresos de 2.220 millones de dólares, frente a los 2.205 millones de dólares del anterior trimestre. Aunque bastante alejados, todavía, de los resultados que se obtuvieron durante el primer cuarto del año fiscal 2019, que fueron de 3.207 millones de dólares. Es decir, que frente al último trimestre se ha ganado un 1% más, pero frente al año pasado se ha perdido un 31%.

En todo esto, hay que tener en cuenta que NVIDIA, hace un año, todavía se estaba beneficiando de la crisis de la minería de criptomonedas, que habían disparado las ventas de sus tarjetas gráficas y, por tanto, sus beneficios. Mientras que, a finales del año fiscal pasado, la compañía acababa de presentar sus tarjetas gráficas NVIDIA GeForce RTX, que no tuvieron una aceptación estelar entre los usuarios. Al menos, de manera inicial.

Aunque los ingresos frente al año pasado son inferiores, la compañía ha superado las expectativas de los analistas

NVIDIA está ahora mismo en medio de un cambio de ciclo de arquitecturas gráficas. Ya hemos comentado que las GeForce RTX no tuvieron una recepción estelar por parte de los usuarios debidos a sus elevados precios. Sin embargo, es muy posible que la llegada durante este trimestre de las gráficas GeForce GTX con núcleos Turing y precios bastante más contenidos, hayan tenido que ver con el repunte de ventas en este segmento para la compañía. El hecho es que el negocio de GPU tuvo unos ingresos de 2.020 millones de dólares, que es un 27% inferior al que se obtuvo el año pasado, pero un 2% superior al del pasado trimestre.

De la misma manera, el segmento de gaming tuvo unos ingresos de 1.050 millones de dólares, que representan unas cifras un 39% inferiores a las de hace un año, pero un 11% superiores respecto a las del pasado trimestre.

También hay crecimiento en el segmento de la visualización profesional: con unos ingresos de 266 millones de dólares, el segmento presenta una subida de ingresos del 6& frente al año anterior, pero un descenso de los mismos del 9% frente al trimestre anterior.

Sin embargo, a pesar de estas claras señales alcistas de la compañía, no podemos dejar de lado que hay otros sectores de esta que están acumulando descensos. Por ejemplo, los ingresos relacionados con los procesadores Tegra, han tenido unos ingresos de 198 millones de dólares, los cuales han descendido un 55% comparado con los que se obtuvieron hace un año, pero también han bajado un 12% frente a lo obtenido el trimestre anterior. O el segmento de centros de datos, que con sus ingresos de 634 millones dólares, acumula un descenso del 10% frente al pasado año, y del 7% frente al trimestre anterior.

Aun así, no podemos dejar de lado el hecho que se esperaba que NVIDIA repartiera 0,81 dólares por acción, pero va a repartir 0,88 dólares. De la misma manera, las previsiones de ingresos para la compañía eran de 2.190 millones, y NVIDIA ha conseguido ingresar 2.220 millones de dólares. Esto habla de una compañía que ha vuelto a recuperar la confianza en sí misma y el sendero para seguir creciendo en el futuro.

Fuente > NVIDIA

Continúa leyendo